Lunes, 19 Noviembre, 2012 - 19:19

Opositores respaldaron la huelga de la CGT y la CTA

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Cuestionaron al gobierno por "no escuchar" a los trabajadores.

Referentes de distintos espacios de la oposición respaldaron hoy el paro nacional que impulsan la CGT y la CTA opositoras, al tiempo que cuestionaron al Gobierno por no "escuchar" a los trabajadores.
El diputado del Frente Peronista, Francisco de Narváez, se manifestó a favor de la huelga, aunque se opuso a los cortes de calles y rutas.
"El reclamo de los trabajadores es legítimo, por eso apoyo el paro, pero no me parecen bien los piquetes que cortan el tránsito", dijo De Narvaéz.
En un comunicado, afirmó que "si la Presidenta ni siquiera los escucha (a los trabajadores y a los gremios), sólo queda el camino de la huelga".
"El salario no es ganancia, por supuesto", agregó De Narváez, para quien "agotadas todas las instancias de diálogo con el gobierno, sólo queda el derecho constitucional a la huelga".
El bloque de diputados Unidad Popular, que lideran Claudio Lozano, Víctor De Gennaro, expresaron su adhesión al paro con cortes y movilización convocado por la CTA y la CGT.
Los dos legisladores, al igual que el resto de los integrantes de la bancada, Liliana Parada, Graciela Iturraspe y Antonio Riestra, anticiparon que no participarán del trabajo en comisiones este martes.
A su turno, el diputado nacional del Frente Amplio Progresista (FAP), Gerardo Milman, sostuvo que "hay razones legítimas para que los trabajadores utilicen su derecho a huelga".
"La manipulación del impuesto a las Ganancias que ha hecho el Gobierno Nacional justifica los reclamos, la falta de actualización del mínimo no imponible en un contexto inflacionario con aumentos salariales nominales resulta en una apropiación confiscatoria del salario de los argentinos", subrayó el legislador en un comunicado.
Y añadió: "Si a esto se les suma la gran cantidad de empleados informales luego de una década de crecimiento, queda demostrado el modelo regresivo que lleva adelante la administración de Cristina Fernández de Kirchner".
En tanto, el legislador del PRO, Julián Obiglio, consideró que "es comprensible que los trabajadores protesten contra un Gobierno que ha perdido el rumbo".
"Entre lo que se retiene por ganancias y el escandaloso aumento de la inflación, la mayoría de los sueldos no alcanzan para cubrir las necesidades más básicas de un hogar", afirmó el diputado nacional.
Según dijo, "este Gobierno se encuentra cada vez más lejos de la clase media, de los que creen que vale la pena esforzarse para progresar, de los que no quieren estar subsidiados, de los que creen en la movilidad social, de los que no quieren depender de un plan social para alimentar a su familia".
Fuente NA