Sábado, 17 Noviembre, 2012 - 12:18

El amor es más fuerte: hombre de 84 años se casó con una joven de 29

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Cayetano, jubilado, y Cecilia, moza de un restaurante se conocieron hace tres años.

Cuando el amor es más fuerte. Cayetano tiene 84 años,
se enamoró y no dudó en proponerle matrimonio a su novia, empleada del
restaurante en el que él solía almorzar. Cecilia, de 29, se sorprendió
con el pedido, pero tampoco titubeó mucho a la hora de dar el sí.
Rodeados de amigos y familiares, la pareja ayer contrajo matrimonio
en el Registro Civil del barrio de San Cristóbal.Nunca es tarde para
quererse. La historia de vida de Cayetano Torcuato, un jubilado porteño,
elegante y que supo estar al lado de esa vieja luchadora que fue Norma
Plá, es tan extensa como interesante. El destino en los últimos años lo
llevó a conocer a Cecilia Del Valle Puca, una joven nacida en Jujuy que
vino hacia esta capital para trabajar. El flechazo fue repentino, pero profundo.
Pasaron 3 años desde el día
en que se vieron por primera vez, y el hombre decidió dar un paso más y
preguntarle a su novia si quería casarse con él. La muchacha aceptó y
de inmediato fueron a solicitar turno en el Registro Civil Nº 5 de la
ciudad. Ayer al mediodía, en la calle Sarandí al 1273 donde se encuentra el
edificio municipal, se concretó el enlace para felicidad de los dos.
A
pesar de la sorpresa que le generó, Cecilia no tuvo que pensar demasiado
la decisión. La mujer, madre de un niño fruto de una relación anterior, se sintió
halagada por las palabras del que hoy es su marido y eso le bastó para
aceptar.Ambos, alegres por la ceremonia, aseguran que los 55 años de
diferencia que se llevan no representan ningún problema en la pareja. Las discusiones, en cambio, pasan por el principal vicio que tiene
Cayetano: el cigarrillo. El flamante marido fuma 4 atados diarios.
Destacado por su simpatía y perseverancia para luchar por las causas
justas, Torcuato fue la mano derecha de Norma Plá, jubilada que en la
década del 90 reclamó incansablemente en la calle por el aumento de las
asignaciones a los adultos mayores. "Estuvimos 8 años con ella protestando en el Congreso, con
carpas. Sin importar si hacía frío o calor recorrimos todo el país.
Tengo el mejor recuerdo El novio acompañó de ella"
, dice el hombre.

Fuente: Crónica