Jueves, 8 Noviembre, 2012 - 07:18

Con críticas y adhesiones
Llegó el 8N y convocan a movilizaciones en todo el país

En Resistencia el cacerolazo será en la Plaza 25 de Mayo a las 20.

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Ciudadanos en todo el país participarían hoy de un cacerolazo para reclamar contra la inseguridad, la inflación y los intentos re reelectorales. Por otro lado, las personas afines al Gobierno de Cristina Fernández señalan que la movilización es por el cepo al dólar, con intenciones golpistas y sin un claro y puntual reclamo hacia la dirigencia oficial.
La marcha contra el Gobierno nacional, convocada a través de las redes sociales,
conocida como el 8N, se realizará en las principales ciudades del
país.

Las redes sociales como Twitter y Facebook, principales fuentes de
impulso de la movilización, fue terreno de cruces en las
últimas horas y allí se reflejaron los rechazos y las expresiones a
favor que despierta la iniciativa. En
esa línea, la protesta desató fuertes cruces entre el Gobierno y la
oposición. Mientras el oficialismo salió a descalificar la convocatoria,
el arco antikirchnerista salió a apoyarla, aunque la mayoría de sus
dirigentes duda en asistir.
DESDE LA OPOSICIÓN
Referentes del arco opositor se sumaron en las últimas horas a la
convocatoria al nuevo cacerolazo contra el Gobierno nacional que se
prepara para el próximo jueves y coincidieron en señalar que esa marcha
será "una expresión lógica de la sociedad".
En la Ciudad de
Buenos Aires ya hay afiches con diferentes lemas de convocatoria al
llamado "8N", que se inició nuevamente a través de las redes sociales, y
los sectores enfrentados a la Casa Rosada esperan una importante
convocatoria.
El gobernador de Córdoba, José Manuel De la
Sota, vaticinó que la movilización, que tendrá como epicentro la Capital
Federal pero se replicará en las principales ciudades del interior y
exterior del país, "será una expresión lógica de la sociedad frente a la
falta de diálogo" del kirchnerismo.
"El 8N será una expresión
lógica de la sociedad frente a la falta de diálogo del Gobierno
nacional. Hay una parte de la sociedad que reclama ser escuchada",
afirmó De la Sota.
Según dijo el gobernador de Córdoba, que
rompió hace algún tiempo su alianza con el kirchnerismo, la intención es
"hacer una revolución en paz" y evaluó que "hay que tener convicciones,
pasiones, pero también respeto por el otro".
"Hoy las
discusiones son a todo o nada. Nos quieren arrastrar a una Argentina
bipolar. No conozco ningún país que haya progresado dividido. El mejor
Perón fue el que retornó en el ?73, sin resentimientos, la contracara
del autoritarismo, buscando la unión de los argentinos en una patria
federal", agregó.
Por su parte, la diputada Elisa Carrió
remarcó que la sociedad debería ir a "pedir Constitución y valores" y
pidió que no tengan "miedo" a expresarse contra el Gobierno.
"Podemos
ganar la paz y la República", indicó la ex candidata presidencial,
quien solicitó además que ningún político "vaya a usar ese lugar" a
apropiarse de la protesta.
El diputado Francisco de Narváez,
en tanto, explicó que no participará del cacerolazo, pero sí lo harán su
esposa Agustina Ayllón y sus hijos, mientras que en la UCR sólo irán
algunos dirigentes por cuenta propia.
"El 8 de noviembre va a
ser una movilización importante de la ciudadanía. Me parece genuina, de
una sociedad que está enojada con el gobierno y también con nosotros",
remarcó De Narváez.
En cambio, el líder de la CGT Azul y
Blanca, Luis Barrionuevo, afirmó que van a "acompañar masivamente" con
su gente, "fundamentalmente en el Obelisco, contra la forma de conducir
que tiene Cristina".
La más original fue sin embargo la
diputada Patricia Bullrich, quien decidió hacer una convocatoria
especial al cacerolazo desde la página web de su partido: allí ofrece un
"editor de imágenes" para diseñar carteles a medida y hasta ringtones
con el sonido de una cacerola bajo el lema: "¿Querés hacer sonar la
cacerola? Descargate este archivo mp3 y hacela sonar desde ahora".
Además,
en el perfil de Facebook de Unión por Todos subieron un curioso juego
interactivo que se llama "Dale a la cacerola" y en su bajada se
pregunta: "¿Cuántos cacerolazos podés dar en 15 segundos?".
DESDE EL OFICIALISMO
Entre los representantes del oficialismo que salieron a criticas fueron Aníbal Fernández, quien dijo que "El 8N es un invento de una facción de ultraderecha, paga, la mayoría financiada por la Fundación Pensar, por gente de la Sociedad Rural y por viejos remanentes de lo que fuera el golpe militar, ligado a lo más rancio de la extrema derecha de la Argentina", y agregó que "tiene como único objetivo la defensa de los intereses de Clarín".
Por otro lado, Luis D´Elía calificó de "tilingos" a los que participarán del cacerolazo de hoy. También la titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, pidió a los caceroleros "que expliquen que proponen".
"Lo que más nos preocupa son algunos signos nazis que aparecen en las
manifestaciones o la reivindicación de que deberían volver los
militares" resaltó.
Finalmente,
un acto el último martes, la Presidenta Cristina Fernández se refirió a la movida y pidió "sinceridad" a la oposición y que clarifiquen reclamos:
"Si hay un sector que reclama determinadas cosas, hay que ponerse al
frente y decirlo claramente", dijo, pero advirtió después que "nadie
pretenda que yo me convierta en contradictoria con mis propias políticas
que he defendido toda mi vida".
Pidió que "hablemos con la verdad, y si no te gusta el gobierno por
los derechos humanos, decí que es por los derechos humanos, y si no te
gusta el gobierno porque lo que antes eran pobres y vos podías
contratarlos por dos mangos y ahora no podés, decilo, cuál es el
problema". "Yo digo lo que pienso y lo que siento y me gustaría que todos los
dirigentes políticos de la Argentina también dijeran lo que piensan y lo
que sienten", señaló la primera mandataria.

Más allá de las voces oficiales, tanto de Gobierno como de la oposición, un enorme cruce de opiniones se dio en las redes sociales. Miles de usuarios defendieron y cuestionaron (en distinto tono) la intención del 8N. Los "turbios manejos de Clarín" no quedaron fuera de la mirada oficialista y pese todas las connotaciones que pueden darle al tema muchos prometen estar esta noche en la Plaza 25 de Mayo de Resistencia, y en la invitación para sumarse al cacerolazo en la Plaza San Martín de Sáenz Peña ya adhirieron cientos de personas.
Fuente: DyN y NA