Sábado, 27 Octubre, 2012 - 15:17

Anunciaron puesta en marcha de un seguro agrícola para la producción de girasol

Además, asignarán $ 1.2 millones para asistir a
afectados por el último temporal.

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
El gobernador Jorge Capitanich, junto al presidente de la Compañía Logística del Norte S.A. (COLONO), Andrés Costamagna, anunció en la mañana de este sábado la instrumentación de un seguro agrícola, con cobertura disponible para toda el área girasolera implantada en el Chaco. El producto ofrecido no será obligatorio, aunque el primer mandatario chaqueño adelantó que quienes no tomen esa cobertura aseguradora no podrán acceder a ulteriores asistencias del Estado en caso de ocurrencia de nuevos fenómenos climáticos. "Esperamos que esta posibilidad sea aprovechada por los productores, porque es un tema que requiere un cambio cultural", resaltó.

En la oportunidad, Capitanich anunció además una asistencia de 1.200.000 de pesos para los daños ocasionados por el granizo que afectó alrededor de 4.000
hectáreas en el Domo Central y en el oeste de los departamentos Independencia y 9 de Julio, el pasado fin de semana.

Sin restricciones en cuanto a la cantidad de hectáreas, los productores podrán acceder a este producto a través de las agencias de extensión que el Ministerio de Producción tiene en toda la provincia y en las oficinas de COLONO. Allí encontrarán los instructivos con toda la información necesaria. Podrán sumarse a la operatoria desde este martes 30 de octubre y por un plazo de 15 días.

"Es una estrategia que pretendemos extender a los productores, principalmente medianos, porque los grandes tienen autonomía para hacerlo y a los pequeños los agrupamos en Consorcios Rurales para que puedan resolver sus problemas", describió el gobernador.
La cobertura de riesgo ofrecida será para resguardar inversiones de eventos como granizo, incendio, incendio de rastrojo, resiembra por planchado y viento. Para ello, COLONO tiene con la empresa Sancor Seguros S.A. un convenio abierto para toda la superficie sembrada con girasol en la actual campaña 2012/13.

"Ofrecemos esta herramienta, que es el seguro agrícola, para que el productor esté cubierto. Y en adelante, quien no disponga de ella no podrá recibir más asistencia del Estado", adelantó Capitanich, pese a que aclaró que no es obligatorio contratar el seguro.

En ese orden, el gobernador resaltó que al financiamiento que el Gobierno ofrece actualmente a través de contratos forward, se agrega la cobertura en materia de riesgos climáticos a través de este "seguro rápido y de carácter excepcional, que se puede establecer en cualquier estado del cultivo". Se trata de una estrategia instrumentada por el Chaco, más allá de la eventual puesta en marcha del Seguro Multirriesgo obligatorio anunciado por el Gobierno nacional, que implicaría una reducción de la prima.


LOS DETALLES

Al describir los detalles del convenio con la compañía aseguradora, Capitanich reveló que el mecanismo con pago a cosecha asegurará una suma de 1.200 pesos, mientras que el monto del seguro por hectárea será de 80 pesos final (con IVA incluido). Los contratos que cada productor adherente rubricará serán con un precio futuro de girasol a enero 2013 de 1.510 pesos y gastos de comercialización de 250 pesos. Con esa base, cada productor cobrará a cosecha, por tonelada, 1.260 pesos.

También el esquema asegurador contempla previsiones acerca del rendimiento esperable por hectárea, de 1,75 toneladas, lo que significaría a los valores fijados para el girasol futuro una facturación esperada de 2.436,52 pesos (2.205 pesos más IVA). Con esa base, la incidencia del costo del seguro (80 pesos por hectárea) será de sólo el 3.28 por ciento.
"Si se hubieran volcado 1.2 millones de pesos con que el Estado asistirá a productores afectados por el último fenómeno climático, en una cobertura de riesgos podrían haberse cubierto 15 mil hectáreas y no sólo las 4.000 afectadas por el granizo en el centro de la Provincia. Sin embargo, en dinero se hubiera cubierto una inversión de 18 millones de pesos", contrastó Costamagna.


SÓLO EL 10 POR CIENTO ASEGURADO

Enseguida, el presidente de COLONO precisó que, según datos de las aseguradoras, sólo el diez por ciento de la superficie implantada con girasol en la actual campaña tiene cobertura contra riesgos climáticos. De acuerdo con estimaciones del Ministerio de la Producción, se sembraron en el Chaco alrededor de 430.000
hectáreas. De hecho, Capitanich reveló que, de los productores relevados por el último fenómeno ocurrido, sólo dos habían asegurado su producción.

Según reveló el gobernador, en la Provincia hay alrededor de 5.000 medianos productores, aunque están registrados 1.900 en la AFIP. "Creemos que es indispensable que todos los productores accedan a herramientas que permitan disminuir el riesgo", subrayó. Así, recordó que la Provincia tiene establecido, a través de COLONO, un mecanismo de financiamiento al productor a través de los contratos de forward.

"Una provincia como la nuestra, que tiene una meta de lograr 2 millones de hectáreas y que puede producir cerca de 5 millones de toneladas, no sólo requiere logística sino también minimizar el riesgo precio, tecnológico y climático", trazó Capitanich.


SOJA 2013

Por último, al abundar en detalles sobre los productos que COLONO diseña para poner a disposición de los productores, Costamagna adelantó que habrá un seguro para la soja de la campaña 2012/13 que incluirá cobertura por sequía.
"Estamos trabajando junto con la empresa Sancor. Es un producto más barato que el de girasol", precisó el directivo, y aclaró que se trata de un producto pensado para cubrir por sequía, como evento, y no un seguro multirriesgo.


ASISTENCIA POR DAÑOS EN CULTIVOS

Como se menciona con anterioridad, Capitanich anunció la asignación de 1.200.000 pesos en subsidios para los productores que sufrieron daños en cultivos de girasol, trigo y maíz luego del fenómeno climático ocurrido el pasado sábado en el Domo Central agrícola de la Provincia y al oeste de los de los departamentos Independencia y 9 de Julio.

La asistencia fue diseñada para cubrir un máximo de 4.000 hectáreas, que es aproximadamente la superficie hoy relevada. Cada productor será asistido con 300 pesos por hectárea dañada. Por estos días, el Ministerio de la Producción y la Compañía Logística del Norte S.A. (COLONO) cotejan los datos presentados por los damnificados y depuran la lista final que no tendrá más de 70 beneficiarios por el total de la superficie mencionada.


"Es una estrategia de financiamiento del Estado a través de una acción directa y, a su vez, un mecanismo que permite al productor un financiamiento para resolver sus problemas de producción", resaltó Capitanich.
Luego, recordó que hubo campos totalmente dañados por el granizo y sostuvo que, en ese caso, el planteo productivo llevará a la siembra de otro cultivo, como la soja, para lo cual es necesario que el productor disponga de combustible, semillas y agroquímicos. "Advertimos que, en este escenario, están previstos eventos climáticos significativos", señaló antes de resaltar la importancia de asegurar la inversión realizada en cada predio.