Lunes, 20 Agosto, 2012 - 12:58

El Sauzalito
Adjudicatarios de viviendas devolvieron las llaves porque las nuevas casas están "muy destruidas"

Es un complejo de 20 unidades habitacionales del Plan Anses, de las cuales 10 fueron entregadas el jueves pasado. Les prometieron una solución en quince días.

Según denunciaron los vecinos de la localidad distante a 590 kilómetros de la capital provincial, no se trata sólo de viviendas "incompletas" sino de un deterioro que denota vicios constructivos, como formaciones salitrosas causadas por filtraciones de humedad, indicaron.



Primero llevaron su malestar al intendente Eduardo Kloster. En el palacio municipal habrían entregado las llaves hasta tanto se resuelva la situación, aunque sin renunciar a la titularidad de las adjudicaciones.



Cabe recordar que el propio Jorge Capitanich, durante la inauguración del barrio ejecutado a través del Programa Plurianual de Construcción de Viviendas -reconvertido en Plan ANSES-, lamentó que de las 20 unidades disponibles sólo pudieran entregarse 10: “Las 10 restantes se encuentran en proceso de ejecución y refacción debido a situaciones de usurpación, absolutamente inconducentes, que se suscitaron”, había señalado. Según esta denuncia, las 10 inauguradas tampoco estarían en buen estado.



Más adelante los vecinos se contactaron con el diputado aliancista Avelino Milar, que visitó la zona para constatar el estado de las viviendas. El legislador aseguró que "hay varias unidades muy destruidas (faltan ventanas, mesadas, artefactos en los baños, hay vidrios rotos) y ademas hay fallas en la construccion, ya que se observa que sube salitre por falta de capa aisladora y ni hablar de la pintura en mal estado. Se terminaron hace un año; estaban abondonadas y practicamente de las 10
que se entregaron la mayoría no están en condiciones de ser habitadas", remarcó.



Indicó que las casas en mal estado están ubicadas en una manzana cercana a la Escuela 1032.



Los vecinos manifestaron que
el gobernador les entrego las viviendas pero no las habitarán hasta que las reparen. Relataron además que la empresa constructora aseguró que en quince día las tendrán listas, aunque los adjudicatarios se inclinan por rubricar el compromiso en un documento.



Milar enfatizó que "antes de ser entregadas, las autoridades del Ejecutivo y en particular del
IPDUV sabían perfectamente sobre el estado en que se encontraban estas viviendas. En el acto donde se hizo la entrega de las unidades se mostró a los medios dos o tres
que están en buenas condiciones, y las demás se las dieron a los vecinos como estaban".



"Considero que esta actitud es lisa y llanamente una discriminación porque esta gente que está a 600 kilómetros de Resistencia no puede ir a golpear bombos frente a la Casa de Gobierno para reclamar o denunciar estos atropellos a la dignidad. Desde nuestro Bloque haremos las gestiones para que estas viviendas sean reparadas y entregadas en buenas condiciones, como debería ser", finalizó.