Jueves, 16 Agosto, 2012 - 20:41

Martínez califica de "gran mentira nacional" las cifras del Indec

“La falta de cifras locales no es un problema de los trabajadores del área sino de una decisión política de convalidar la burla del Indec" aseguró.

El diputado de Libres del Sur, Carlos Martínez, brindó una conferencia de prensa en relación a las cifras arrojadas por el relevamiento del Índice Barrial de Precios (IBP) realizada por el Isepci y el CIPPES en el Chaco que realizó un relevamiento de 50 productos de la canasta básica alimentaria en más de 600 comercios.



“Esta, que es una encuesta realizada con seriedad, transparencia, con la participación de la gente de los barrios, ha llegado a conclusiones que no tienen nada que ver con las cifras oficiales del Indec que adopta hoy en nuestra provincia el gobierno de Capitanich” expresó, “el IBP habla de casi 1400 pesos para que una familia no caiga por debajo de la línea de indigencia, mas del doble que las que admite el Gobierno -688 pesos-.”



Según el legislador, estos nuevos datos “condicionan la visión sobre la temática de la pobreza en la provincia del Chaco, el Gobernador asegura que estamos saliendo de la pobreza y nos encontramos ahora que para no ser pobre en la provincia del chaco una familia de cuatro integrantes tiene que percibir un ingreso no inferior a los casi 3100 pesos” observó, “esto quiere decir que, por ejemplo, un docente que recién ingresa al sistema educativo estaría cobrando hoy un salario de hambre en la provincia ya que el básico es de $ 2020, un cooperativista del Plan Argentina Trabaja está por debajo de la línea de indigencia”.



“En un primer momento el índice de precios al consumidor se relevaba acá en la provincia del Chaco con cifras propias, pero hace tres años -como esta cifra daba lo que hoy nos indica el IBP, eran mas elevadas que las del Indec- decidieron colgar los botines, hacer un mentiroso acuerdo de precios con una serie de supermercados, resignar las facultades estadísticas que nos corresponden como provincia, y ser cómplices de esta gran mentira nacional que son las cifras que dicen que con seis pesos una persona puede comer” lamentó.



“No es que la provincia no tenga Dirección de Estadística” aclaró Martínez, “la falta de cifras locales en el Chaco no es un problema de los trabajadores del área sino de una decisión política de convalidar la burla del Indec; por eso vamos a tomar al IBP como el índice oficial para el Bloque Libres del Sur y esperemos que lo sea para todos los sectores de la sociedad chaqueña, inclusive los organismos públicos”.



El legislador sostuvo que “estos parámetros deberían ser la norma para medir las tarjetas alimentarias, las becas de inclusión ciudadana de esta provincia, y ni que hablar del salario mínimo” y agregó que “tienen que tener también una influencia a la hora de discutir el presupuesto provincial, porque evidentemente si el gobierno sigue guiándose por las cifras del Indec, vamos a sancionar un presupuesto mentiroso y vamos a seguir cometiendo una gran injusticia social”: