Sábado, 11 Agosto, 2012 - 11:05

Otros 3 fueron apresados en Santiago del Estero
Detuvieron en Gancedo a un sospechoso por el robo de 150 toneladas de soja y la toma de rehenes

La policía realizó sorpresivos procedimientos en Quimilí, en Gancedo y en Santa Fe. La carga de oleaginosa ya había sido vendida.

El violento asalto perpetrado el lunes pasado en la localidad de Girardet, Santiago del Estero, ocasión en la que una banda de delincuentes robó 150 toneladas de soja, motocicletas, armas de fuego y electrodomésticos de un establecimiento agrícola conocido como Don Hermoge, generó la inmediata reacción de las autoridades policiales.



La investigación llegó hasta esta provincia y en Gancedo detuvieron a uno de los supuestos ladrones que permanecía escondido.



Durante el asalto cuatro peones fueron golpeados y tomados como rehenes durante más de doce horas, tiempo que les llevó a los malvivientes cargar al menos cuatro camiones con soja valuada en $ 340.000.



 Los datos reunidos durante la investigación llegaron hasta tres vecinos de la ciudad de Quimilí (Moreno). Con órdenes libradas por el juez del Crimen de Tercera Nominación, Darío Alarcón, se realizaron allanamientos que terminaron con la detención de tres jóvenes de 18, 27 y 30 años, residentes en los barrios Colón, Triángulo y San Martín de Quimilí, respectivamente. En sus domicilios, se secuestraron dos motocicletas pertenecientes a los peones asaltados y los electrodomésticos sustraídos del establecimiento ubicado a 24 kilómetros de la ciudad cabecera del departamento Moreno, que es propiedad de los hermanos Ruatta, oriundos de Córdoba.



Las investigaciones continuaron en provincias vecinas. Los policías determinaron que en Gancedo (Chaco) se ocultaba un cuarto sospechoso, mientras que en Santa Fe se encontraba el empresario que habría comprado las 150 toneladas de soja que habían sido robadas.

Los investigadores realizaron seguimientos de los sospechosos hasta que se hizo lugar a los exhortos del magistrado santiagueño para realizar los procedimientos y detener a los acusados. Los uniformados apresaron en Gancedo a un joven de 27 años y se secuestró una escopeta calibre 12, propiedad de los dueños del establecimiento asaltado. En tanto, en la ciudad de Santa Fe, detuvieron al empresario sojero, quien sería de apellido Ravasio y ya habría comercializado el grano en una aceitera de la ciudad de Franck de esa provincia.



Fuente: El Liberal