Lunes, 6 Agosto, 2012 - 10:30

Sitech Sudeste convoca a defender el nuevo nomenclador

Señalan que "la conquista del nuevo nomenclador tiene que ser conocida y defendida por el conjunto de la docencia, porque los enemigos de siempre acechan".

"Con distintos artilugios, volver a la situación anterior de postergación de la mayoría, lo que significaría un retroceso al que se responderá seguramente con medidas de acción directa.

Dese marzo de este año el básico de un Maestro de Grado es de $ 2.020,26 y en agosto será de $ 2.151,37. Si no se hubiera modificado el nomenclador, ese básico sería de $1.461,92.

Por su parte, el Auxiliar Docente percibió en marzo $ 1.884,77 y en agosto percibirá $ 2.015,88. Sin la reforma, ese básico estaría en $ 1.388,72".



A su vez resaltan que ambos cargos de base se mencionan a título de ejemplo, ya que la reforma incluye también a cargos de ascenso (Auxiliares docentes Principal, Secretarios, Directores, Supervisores). La finalidad de la reforma fue la de tener una distribución más justa y equitativa, reconociendo el tiempo real de trabajo del docente, puesto que el maestro de jornada simple trabaja 21,15 horas reloj a la semana y cobraba un equivalente a 15 horas cátedra; con el nuevo nomenclador pasará a percibir el equivalente a 25 horas cátedra, situación ésta que mejora su posición en la grilla de sueldos. Naturalmente, esta mejora del sueldo básico repercute en la antigüedad, en el aguinaldo y en la jubilación.



Esta reforma se plasmó en la Ley 6491, sancionada por la Legislatura de la provincia el 23-02-10, y fue producto del trabajo de una mesa técnica de la que formamos parte como gremio e implicó convencer a muchos de la justicia de esta iniciativa, haciendo frente a supuestos “combativos” que no aceptaron ni aceptan la justicia de esta reinvindicación.

Para que ello fuera realidad
fue menester trabajar y hacer propuestas, del mismo modo que con la titularización, cuyos resultados están a la vista con más de 8.000 docentes beneficiados y miles de horas liberadas en el nivel medio que permitirán seguir con el proceso de brindar estabilidad y concentración horaria concursos mediante, que serán posibles si gremios y Ministerio trabajan del mismo modo. Es en el ámbito de la negociación donde se juega en serio, porque hay que trabajar, argumentar y proponer.