Jueves, 2 Agosto, 2012 - 17:49

Moyano y Buzzi se reunirán para coordinar una agenda común

Se reunirán la próxima semana, para "advertir al Gobierno que "hay problemas que van creciendo".

El secretario general de la CGT Hugo Moyano, su par de la CTA opositora Pablo Micheli y el titular de la Federación Agraria Eduardo Buzzi, se reunirán la próxima semana en el marco de la construcción de un proceso de "convergencia común", para "advertir al Gobierno que "hay problemas que van creciendo".



Buzzi confirmó que el jueves de la semana próxima se reunirá con Moyano en la CGT y con Micheli en la sede la CTA, en el marco del proceso de entendimiento de una "agenda común", que le permita a esos sectores hacer escuchar sus reclamos ante el Gobierno.



Moyano ya confirmó que el 15 de agosto próximo participará de la cena que la Federación Agraria realizará para conmemorar los cien años de su fundación.



Buzzi, dijo que "el jueves 9 a las 16, después de varias décadas, la FA va a pisar la CGT donde vamos a ser recibidos por Moyano en la CGT, en una reunión en la que lo vamos a invitar formalmente para la cena aniversario.



Pero la invitación formal a la cena es la excusa que los dirigentes agrarios utilizarán en su encuentro con Moyano ya que el interés mayor radica en continuar elaborando una agenda sobre el "deterioro del mercado interno, la delicada situación de las Pymes", entre otros temas.



El ruralista enfatizó que la idea eje es "hacer que el Gobierno advierta que en el país hay problemas que van creciendo por lo que tiene hablar no solo con los amigos o funcionales si con todo los sectores".



"Ojalá se pueda ir armando esta convergencia", enfatizó Buzzi, quien adelantó que extenderá la invitación a la cena al gobernador de San Luis, Luis Poggi.



Moyano profundizó hoy sus diferencias al acusar al Gobierno de "injerencias en el sindicalismo" de "dividir todo" en el país y advertir que "las balas ya no le entran y que "siempre en la adversidad", salió "fortalecido".



"¿Ellos se meten en el sindicalismo y yo no puedo meterme en política? Si para ellos defender los derechos de los trabajadores es ser opositor, bueno, no voy a dejar de hacerlo", planteó.



En declaraciones a Radio 10, el líder de la CGT opositora a: "Siempre en la adversidad salí fortalecido, en la época de Menem, de De la Rúa. No me hacen daño a mí, le hacen daño a los trabajadores, a los que uno representa".



"Las instrucciones que bajan son que todo lo que tenga que ver con Moyano se tiene que destruir, todo se sabe, de alguna u otra forma se sabe, y es un error, porque a mí me fortalecen. No me pueden decir que entregué a un trabajador, entonces me inventan todos los días algo, pero las balas ya no me entran, me río de las cosas que dicen", afirmó.



Cargó contra el Gobierno, al señalar que por su "injerencia" para dividir al movimiento sindical y otros ámbitos de la política nacional.



"De la más alta magistratura se habla de la unidad, pero por otro lado se divide al justicialismo, a la provincia de Buenos Aires, a la CTA, la CGT...se está dividiendo todo", opinó.



Y siguió: "El Gobierno produjo esta división, y ¿nosotros nos metemos cuando eligen a un ministro? Lo podemos criticar, pero no tomamos parte en la decisión, entonces por qué tienen que tomar una decisión en el movimiento obrero?", se preguntó.



"Cuando dicen que la CGT desunida debilita, es según las circunstancias. Si hay dos CGT es porque una está dispuesta a resignar derechos de los trabajadores y otros que no, como nosotros".
Fuente: 
Agencia DyN