Martes, 17 Julio, 2012 - 15:48

Impusieron el nombre al Barrio 17 de Julio, construido por integrantes del movimiento que lidera Tito López

El barrio está ubicado a la vera de la ruta nacional 11 a la altura del kilómetro 999.

La intendenta Aída Ayala y el líder del Movimiento de Trabajadores Desocupados “17 de Julio” Ramón Alberto “Tito” López instituyeron el nombre de esta organización social al barrio ubicado a la vera de la ruta nacional 11 a la altura del kilómetro 999.



Con esta iniciativa se suma de manera formal una nueva comunidad barrial a la capital chaqueña que se encuentra en el sudoeste y que fue construida por los propios integrantes del movimiento y que consta de 60 viviendas.



De esas construcciones, 40 de ellas están habitadas y para fin de año se estima la conclusión edilicia de un total de 130. Mientras tanto, los integrantes del MTD “17 de Julio” indicaron que para el año 2015 se prevé la finalización de 300 viviendas, de las cuales 60 serán destinadas a personas discapacitadas. Cabe acotar que este sector también cuenta con un centro de salud que lleva el nombre de “Gringo Pintos”.



En la ocasión se presentó la avenida “Juan de la Cruz Navarro” en homenaje a uno de los primeros integrantes del movimiento que lidera “Tiro” López.



SENTIDO DE PERTENENCIA

“Es un orgullo estar en este barrio que tiene que ver y mucho con el sentido de pertenencia, amar a su comunidad y qué lindo que las calles lleven nombres de sus integrantes”, expresó Ayala.



“No solo quiero felicitarlos sino instarlos a seguir este camino porque han demostrado su fuerza y compromiso para con su barrio y con la ciudad y que es trabajo genuino, hecho con sus propias manos, donde trabaja la familia y esto los une a todos”, agregó.



Del acto tomaron parte, además, la concejal de Puerto Tirol Pinky López, los Secretarios Municipales de Gobierno Leandro Zdero, General Mónica Núñez, Desarrollo Humano Olga Saporitti y Desarrollo Social Patricia Kaenel, entre otros.



EL RECONOCIMIENTO DEL “NEGRO” GÓMEZ

A su turno, el dirigente social Ramón Gómez reconoció que este barrio nace del esfuerzo de la gente y a su vez reflexionó diciendo que “cuando iniciamos el movimiento le preguntábamos a los compañeros cuales eran los requisitos para integrar el mismo y que se basaban en si era pobre, tenía necesidades y si hacían propio el dolor del otro, nada mas”.



“Por eso mismo les pido que ahora hagamos ese mismo ejercicio y que dejemos de lado todas las diferencias y tratemos en lo posible de pensar que todo se puede lograr a través de la organización social”, observó.