Viernes, 13 Julio, 2012 - 13:56

Correo de nuestros lectores
Que quieren hacer con nuestras creencias y Fe

Como si no tuviéramos problemas, ahora resulta que en Chaco quieren provocar una “guerra santa de entre casa” con declaraciones políticas que jamás deben incorporarse a nuestra forma de profesar una religión.

Tanto la autoridad máxima de la Iglesia Católica como los representantes de las Iglesias Evangélicas, han llegado al límite de la provocación al atacar o defender un modelo político que a los fieles a la hora de rezar u orar, poco le interesa.



Quizá, los políticos no se animen a decir lo que piensan y por medio de los representantes religiosos intentan crear un clima de confrontación, pero deberán saber que nosotros, los fieles de cualquier religión, no estamos de acuerdo con ese tipo de actitudes, así que en esta oportunidad el tirón de orejas va para los responsables de las opiniones y no para quienes integramos las familias religiosas con nuestra fe y forma de pensar pero respetando al semejante.



En cada familia, existen Católicos, Evangélicos, Judíos, Testigos de Jehová, Ortodoxos y mas que comulgan a su manera con el buen pensamiento, solidaridad y buenas obras en la comunidad, por ello no debemos subir a este carro de la disputa por algo que a nosotros cuando nos ocupa sabemos dónde canalizarlo, sea en un Partido Político o alguna Agrupación Social que trabaje para el país.



Este tipo de comentarios y chicanas que provienen de quienes deben representarnos con la ética, mal le hacen a sus representados. Por favor reflexionen y bajen el tono a estas disputas que no tienen ningún sustento a la hora de decidir y muy especialmente a los gobernantes de turno quienes deberán buscar otro método para cooptar ovejitas para su rebaño.



“Sólo conozco dos tipos de personas razonables: las que aman a Dios de todo corazón porque le conocen, y las que le buscan de todo corazón porque no le conocen.”