Jueves, 12 Julio, 2012 - 13:16

Ferro: 901 congresales quieren ratificar a Moyano en la CGT

Los representantes ya tratan la candidatura en el microestadio del club de fútbol. La Unión Ferroviaria se bajó. Pereyra, de YPF, irá con el camionero en la fórmula.

Con 901 congresales, el 54% del total, el congreso extraordinario de un sector de la CGT se reúne en el microestadio de Ferro para elegir como secretario general de su fracción a Hugo Moyano, luego de que los "Gordos", los "independientes" y un sector de ex aliados del camionero resolvieran organizar sus propios comicios para el 3 de octubre.



El gremialista es acompañado por su propio sindicato de camioneros, además de los peones rurales, bancarios, judiciales, municipales, canillitas, dragado y balizamiento, cárnicos, panaderos, motoqueros y guincheros, entre otros.



Sin embargo, el moyanismo sufrió bajas de último momento. La dirección nacional de la Unión Ferroviaria se reunió el miércoles por la mañana y resolvió no participar del congreso para fomentar "la unidad del movimiento obrero".



Una vez que termine el Congreso Extraordinario (necesario para formalizar la pertenencia a la CGT de nuevos sindicatos como el de Facundo Moyano), el líder sindical pasará elegirá las autoridades que lo acompañarán en su mandato de cuatro años.



La estratégica Comisión de Poderes quedó integrada por municipales, ruralistas y bancarios mientras que trascendió que Guillermo Pereyra (Petroleros Privados) sigue siendo el elegido para ocupar la Secretaria Adjunta y Juan Carlos Schmid (Dragado y Balizamiento) la de Relaciones Internacionales.



"Tenemos 901 congresales sobre 1600, la mayoría para sesionar", apuntó un moyanista a Infobae.com. Tres escribanos y un equipo de abogados son los encargados de dejar todo por escrito bajo "la buena fe" ante "la falta de inspectores oficiales". "Esta información es la que el Ministerio de Trabajo como la nueva CGT de Antonio Caló saldrán a ocultar una vez finalizado esta cumbre gremial", agregó.



Con este congreso, queda formalizada la ruptura entre el sector de Moyano y el encabezado por el metalúrgico Antonio Caló, a lo que se suma además la fracción de la CGT Azul y Blanca del gastronómico Luis Barrionuevo.



La discusión tiene lugar en torno al modo en que se llamó al Comité Central Confederal, que luego llamó al congreso extraordinario. Según denuncian desde el sector del titular de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM), la reunión del Consejo Directivo de la CGT no contó con el quórum suficiente para realizar la convocatoria, debido a que asistieron delegados que no contaban con la representación legal.



El camionero les respondió a través de una solicitada y les recordó que los dirigentes reemplazados fueron el ferroviario José Pedraza, quien está "procesado y detenido", el autopartista José Rodríguez, "fallecido", y el bancario José Zanola, "excarcelado y licenciado". A esto, se suma además que la dirigente de la Federación de la Alimentación Viviana Córdoba había presentado su renuncia "por carta documento hace dos años".



En la elección de 2008, cuando Moyano fue ungido secretario general, la votación se hizo de acuerdo a un padrón de 1.800 congresales. La cuestión resulta discutible ya que nunca hubo una depuración y menos ahora con el acceso de otras organizaciones gremiales a la vida de la CGT.



EL DATO

Muchos gremios mandaron congresales al club de Caballito, pero no asistieron sus secretarios generales. Aunque por otro lado, los que ayer estaban en duda como Oscar Mangone (gas) y Alberto Fantini (carne) finalmente se hicieron presentes.



A la hora de revisar la lista de los 901 que afirma tener el moyanismo, habrá que observar si los gremios textiles, de seguros, pasteleros y docentes, entre otros, fueron de la partida.



Los organizadores esperan que el camionero hable entre las 14 y 15 ya en el estadio de Ferro, en compañía del Consejo Directivo.
Fuente: 
Infobae.