Viernes, 6 Julio, 2012 - 17:51

Luego del reclamo de la Cámara de Comercio, levantaron el corte en avenida Castelli

Una Iglesia evangélica cortaba la cuadra entre Roque Sáenz Peña y Colón. Los empresarios agradecieron al municipio y a la comunidad evangelista por evaluar la demanda.



Además del piquete en la avenida 25 de Mayo y calle 1 de este jueves, los comerciantes de Resistencia sufrieron ese mismo día un nuevo corte. Desde las 8 y hasta las 19 horas aproximadamente, una mano de la avenida Castelli fue vallada con motivo de una celebración llevada a cabo por una Iglesia evangélica ubicada entre la calle Roque Sáenz Peña y Colón, que contaba con el permiso del municipio capitalino. Desde la Cámara de Comercio, agradecieron al municipio capitalino y a la comunidad evangelista porque supieron “evaluar esta demanda y solucionaron el problema”, resaltó el vicepresidente 1° Elián Jovanovich.



Desde la Cámara de Comercio de Resistencia salieron a reclamar este jueves ante los reiterados piquetes o cortes en la circulación de las principales avenidas de la ciudad que ocasiona perjuicios económicos para los comercios de distintas áreas. Propietarios de distintos rubros de comercios, como zapatería, armería, verdulería, etcétera, recibieron incluso la queja de sus clientes que no podían entrar ni estacionar sus vehículos en esa zona para realizar las compras.



El vicepresidente 1° de la Cámara de Comercio Elián Jovanovich, agradeció “a las autoridades municipales y a la comunidad evangelista porque supieron evaluar nuestra demanda y solucionaron el problema que ocasionaba el corte de la Avenida Castelli. Sabemos que es un Congreso de carácter internacional, pero durante su acto de apertura afectó a la actividad comercial, por lo que valoramos que hayan cedido en su actitud y hayan liberado las calles”.





Jueves de cortes



Si bien esta celebración se extendería por tres días, luego que la entidad mercantil capitalina elevara el reclamo a la jefa comunal Ayala, se levantó el corte y este viernes la circulación en esa avenida se encontraba libre de obstáculos.



Según indicaron socios de la entidad mercantil, este corte que se llevó a cabo sobre la avenida Castelli a la altura del 300 en la intersección de la calle Roque Sáenz Peña hacia los números ascendentes, tenía el permiso de la Municipalidad de Resistencia durante los tres días que se extendían el evento y también para que estacionen en doble fila en los alrededores de la iglesia en cuestión.



“Cuando estuvieron cortando por la mañana no le dimos mayor importancia pero cuando nos enteramos que era por tres días corridos, me acerqué a averiguar y me exhibieron un permiso otorgado por la Municipalidad de Resistencia por los tres días y eso resultaba muy perjudicial para los comercios de la zona”, comentó un comerciante.



Para finalizar Jovanovich remarcó el agradecimiento “a las autoridades municipales que además reforzarán el ordenamiento vehicular en la zona para que no afecte directamente el acceso a distintos comercios. Es inadmisible seguir con este tipo de medidas, pedimos tolerancia paciencia, no puede ser que exista la violencia en los cortes. ¿Acaso las calles son el próximo bastión a tomar? Creemos que este tipo de medidas no sólo afectan a los comerciantes, sino a toda la comunidad. Los gobiernos municipales y el provincial deben reflexionar, para que la sociedad no quede como rehén de los cotes de calles”.