Sábado, 30 Junio, 2012 - 10:53

Aclaran que no es una posición "fundamentalista"
Desde Unidos por la Vida afirman que un Protocolo para Abortos no Punibles sería inconstitucional

Resaltan que "con una simple nota se podría acabar con la vida de un niño" y que legisladores "temen el costo político de quedar como el gobierno que creó el derecho a matar".

Duro comunicado enviado por el Movimiento Unidos por la Vida y la Familia, cuyas referentes son Iris Martinazzo y Clelia Ávila.



Exponen que : "En una reciente publicación periodística, el Frente Grande aduce como deuda pendiente hacia las mujeres, la falta de un protocolo para abortos no punibles en nuestra provincia. Asimismo, dice que durante casi un siglo el Estado argentino ….dejó al arbitrio personal de sus [email protected] la aplicación del artículo 86 inc. 1 y 2 del Código Penal, producto de las presiones de los sectores religiosos fundamentalistas, que se niegan a aceptar que vivimos en un Estado laico y plural, y pretenden establecer dogmas morales por encima de la leyes, este articulo se encuentra vigente en nuestro Código Penal desde 1921...."



Tras tomar la posición planteanda por el Frente Grande, advierten: "En honor a la verdad, los jueces no están autorizados a crear derecho, ni a legislar, sino que deben acatar el texto estricto de la norma con todos los elementos de su tipicidad".



Y ponen como argumento el Código Penal, en su artículo 86. inc.1 y 2. "Establece las dos únicas causales de abortos no punibles;
y los jueces que desestimaron el pedido de aborto en casos de violación, no han hecho más que cumplir con la ley
–como verdaderos intérpretes de ella- entendiendo que los mencionados incisos sólo son aplicables para el caso de violación o abuso a mujer idiota o demente, debiéndose tal incorporación en el C.P. -como expresan los fundamentos a dicho artículo-, a la necesidad de impedir el nacimiento de niños
con demencia y no a la protección de la mujer violada, como se intenta hacer creer".





"El principio general que rige el Código Penal es la defensa de la vida desde la concepción y hasta la muerte natural. De allí que al incorporarse los tratados Internacionales a la Constitución Nacional, por imperio del art 75 inc. 22, y la Convención sobre los Derechos del Niño, con rango constitucional, ha quedado incorporada a nuestra Carta Magna la prohibición de matar al niño no nacido. El artículo 86 inc.1 y 2 del Cód Penal se encuentra tácitamente derogado y debió ser eliminado, ya que se contrapone a lo establecido en la Constitución Nacional y los tratados internacionales incorporados a ella, que revisten jerarquía normativa superior".



Continúan indicando que : "Más aún, es tan gravosa la norma del art 86 inc.2 que llega a discriminar, no solo al niño de una mujer disminuída en sus facultades mentales, sino a la misma mujer.



Por otro parte, en nuestra provincia cualquier protocolo que se intente aplicar, sería declarado inconstitucional, no solamente por lo expresado en el párrafo anterior, sino que en un estado federal, es obligatorio respetar los preceptos constitucionales de cada provincia, y en materia de derechos el art.15 de nuestra Constitución Provincial dice expresamente: La Provincia, dentro de la esfera de sus atribuciones, garantiza a todas las personas el goce de los siguientes derechos: 1) A la vida y a la libertad, desde la concepción; y a la integridad psicofísica y moral ”.





"TERMINAR CON LA VIDA DE UN NIÑO POR UN FORMULARIO"

Trasladando el tema al ámbito local, afirman que : "En nuestra provincia dictar un Protocolo para abortos no punibles no solamente sería inconstitucional, sino que significaría un grave error, permitiendo terminar con la vida de un niño, solamente con la simple declaración en un formulario, donde la madre manifiesta haber sido violada, y sin exigírsele la denuncia al supuesto violador.



Lamentablemente la ceguera de algunos funcionarios de gobierno y del máximo tribunal de justicia de la Nación, bajo la bandera de los derechos humanos, no solamente consienten la violación del derecho humano a la vida, sino que discriminan al más indefenso e inocente: el niño por nacer, al negarle el derecho a vivir. Me pregunto qué opina el INADI sobre este tipo de discriminación, o este instituto solo defiende lo que “algunos” consideran su derecho? El derecho debe estar siempre para defender al más débil, y toda persona de bien sabe que un niño en el vientre de su madre es el ser más indefenso de la tierra.



"UN COSTO DEMASIADO ALTO"




Sólo una ley dictada por el Congreso puede modificar la situación legal con relación a los abortos no punibles, pues el fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación es aplicable al caso particular; y un juez no tiene facultades para crear derecho. Pareciera que el Congreso de la Nación no quiere someter a debate tan importante tema, quizás teman al costo político de quedar en la historia como el gobierno que creó otra categoría de derecho: el “derecho a matar”.



Finalmente, la defensa de la vida no tiene color político ni religioso, pero tiene fuertes fundamentos y si expresar dichos fundamentos significa ser “fundamentalista” como nos
califican, entonces sí, lo somos.
Y reiteramos una vez más que el aborto desde el punto de vista legal, es un crimen; para la ciencia es eliminar un ser humano; para la sociología es privar a la sociedad de un nuevo integrante, desde el punto de vista ético es una inmoralidad, y además, para los hombres y mujeres de fe, la vida es un don de Dios. Y si no obstante ello se legaliza el aborto, estaríamos ante una de las leyes más injustas que se haya dictado, similar a las medidas que llevaron a los gobiernos autoritarios a los genocidios “represivos” por todos conocidos", finalizan.