Viernes, 15 Junio, 2012 - 12:48

El lunes
Asumen las autoridades del Comité de Prevención de Tortura

Autoridades del los tres poderes del Estado y representantes de los Pueblos originarios tomarán juramente a las 10 en el salón Obligado de Casa de Gobierno.

El salón de actos “Gral. Manuel Obligado” de Casa de Gobierno, será el lugar donde el próximo lunes 18 de junio
a la hora 9 se realizará el acto de asunción de los señores miembros del Comité Provincial de Prevención de la Tortura y otros Tratos y Penas Crueles Inhumanos y/o Degradantes, - el primero en la Argentina y el segundo en América -
con la presencia de autoridades provinciales y nacionales, encuentro que encabezará el gobernador de la provincia del Chaco Jorge Milton Capitanich, junto al presidente de la Cámara de Diputados Eduardo Aguilar y la titular del Poder Judicial, doctora María Luisa Lucas.



Los miembros que integran el Comité en representación de los tres poderes del Estado y la Sociedad Civil son los siguientes: por el poder Legislativo las diputadas Nancy Mariel Gersel y Elba Gladis Altamiranda; por el poder Ejecutivo, José Luis Valenzuela, secretaría de Derechos Humanos; por el poder Judicial, el doctor Francisco Daniel Turraca, Fiscal en lo Penal Especial de Derechos Humanos; representando a la Sociedad Civil: el doctor Mario Bosch, Benedicta Juana Ortíz Vda. de Penayo, Juan Carlos Goya, Bonifacio Saúl Rodríguez (pueblos originarios) y el doctor Juan César Penchasky (abogados).



AUTORIDADES DEL COMITÉ


Se concretó la elección de las autoridades del Comité, resultando presidente el doctor Mario Federico Bosch, la vicepresidencia recayó en la diputada provincial Nancy Mariel Gersel y secretario el señor Juan Carlos Goya.

La reunión se llevó a cabo el pasado lunes 11 de junio del presente año, en la Sala de Labor Parlamentaria de la Legislatura del Chaco (Brown 520)



La puesta en marcha oficial del “Comité de Prevención de la Tortura”, forma parte del Mecanismo Provincial de Prevención de la Tortura y Otros Tratos y Penas Crueles, Inhumanas y/o Degradantes, (ley 6483), y además se articula con distintos actores y
entes estatales, organizaciones no gubernamentales, y movimientos sociales interesados en la promoción y vigencia de la aplicación de la Convención contra la Tortura y otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes y su “protocolo facultativo”.



NATURALEZA


En cuanto a su naturaleza, la misma ley establece que el Comité se constituirá como un ente “autárquico y autónomo” en el ejercicio de sus funciones, que no recibe instrucciones de ninguno de los poderes públicos del Estado.



DEBER

Existe un “Deber de Colaboración” para con el Comité, - y así lo determina la ley 6483 -
de todos los Poderes del Estado Provincial, autoridades, funcionarios y las personas físicas o jurídicas, públicas o privadas cuya actividad se encuentre vinculada a los centros de detención, que ingresen dentro de la órbita de competencia del Mecanismo Provincial para la Prevención de la Tortura y Otros Tratos Crueles, Inhumanos y Degradantes, sin distinción de rango o jerarquía, ni excusa en órdenes de sus superiores, colaborarán con carácter obligatorio, urgente y de manera inmediata al mismo, para su pleno funcionamiento y la consecución de los fines previstos en la presente ley. A estos efectos los organismos e instituciones harán conocer a sus funcionarios esta obligación.



Se establece además que la negativa u omisión a esta obligación podrá ser considerada por el Comité como una obstrucción al cumplimiento de sus obligaciones y, sin perjuicio de las responsabilidades legales de la autoridad respectiva y de las personas involucradas, el incumplimiento será incluido en el informe anual, independientemente de que se prosiga investigando la denuncia por las vías que considere adecuada.







SÍNTESIS DE LA LEY


Por ley Nº 6.483 se creó el Mecanismo Provincial para la Prevención de la Tortura y otros Tratos y Penas Crueles, Inhumanos y/o Degradantes,
(2º provincia en el país en aprobar dicho organismo y primera en ponerlo en funcionamiento), en cumplimiento del mandato emergente del Protocolo Facultativo de la Convención contra la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles Inhumanos o Degradantes, aprobado por Ley Nacional 25.932, y Ley Provincial 5.958.



INTEGRACIÓN

Dicho Comité está integrado por nueve personas, cuatro funcionarios en representación de los tres poderes del Estado Provincial y cinco miembros (de reconocida idoneidad y trayectoria en la defensa de los derechos humanos) en representación de la sociedad civil, quienes han sido preseleccionados primeramente por la Comisión de Derechos Humanos de la Cámara de Diputados de la Provincia, para luego proceder a su selección definitiva por el Cuerpo Legislativo, previo sometimiento de los mismos a una audiencia pública .



Competencia

El Comité contra la Tortura tiene competencia sobre cualquier centro de detención ubicado dentro de los límites territoriales de la Provincia , figurando entre algunas de sus atribuciones y funciones la de realizar visitas periódicas generales o de emergencia, sin aviso previo y con acceso irrestricto a todo el espacio edilicio de los lugares de detención, así como el derecho a tomar vista de los expedientes donde se establezcan medidas disciplinarias, sanciones y otros documentos pertinentes, como los registros con el número de personas detenidas y la localización de los lugares de detención.

Hoy es el segundo Mecanismo que se pone en marcha en América, luego del de Río de Janeiro,
funcionando a plenitud en su etapa preparatoria en la que se encuentran sus miembros abocados a la redacción de su Reglamento Interno y su Presupuesto.





ACTIVIDAD PREPARATORIA


Como actividad preparatoria, entre otras, se concretó la primera visita a un centro de detención el pasado día 7 de Mayo en la ciudad de Presidencia Roque Sáenz Peña al Complejo Penitenciario Provincial Nº II,
y de esa intervención
surge su primer Recomendación hacia los órganos responsables de la institución.



La ley define en su artículo 5 lo que se entiende por: a) Centro de Detención indicando que “es el espacio físico público o privado donde se encuentren o se presuma que pudieran encontrarse personas privadas de su libertad, bien por orden de autoridad pública o a instigación suya o con su consentimiento expreso o tácito”; y también acerca de las b) Personas privadas de la libertad, entendiendo por ésta, “cualquier forma de detención o encarcelamiento o de custodia de una persona por orden de una autoridad judicial o administrativa o de otra autoridad pública, en una institución pública o privada de la cual no pueda salir libremente”.