Viernes, 8 Junio, 2012 - 19:56

Tras la jornada de paro, Micheli aseguró que apoyará acciones de la CGT

En Plaza de Mayo el dirigente opositor llamó a la CGT a "construir la unidad en la calle y en la lucha".

La fracción opositora de la CTA, que dirige Pablo Micheli, cumplió hoy el paro nacional y se movilizó a la Plaza de Mayo donde ese dirigente llamó a la CGT a "construir la unidad en la calle y en la lucha" y que su sector está dispuesto a machar "juntos" con la central de Hugo Moyano En la Plaza de Mayo, Micheli dijo que "en estos días se ha hablado de que por ahí con Moyano íbamos a marchar juntos".



Aseguró en ese orden que "esta CTA, jamás en la vida le dio la espalda a un paro o una movilización que haya hecho alguna otra organización", remarcó el estatal al cerrar su discurso en la Plaza de Mayo donde encabezó a referentes de organizaciones sociales, de partidos políticos de la oposición una multitudinaria manifestación de protesta.



En la Plaza, Micheli estuvo acompañado por el diputado Fernando Solanas, de sus pares Víctor De Gennaro, Jorge Cardelli, Alcira Argumedo, Claudio Lozano, Ricardo Cuccovillo, Liliana Parada y Eduardo Duclos, América González, Fabio Basteiro Además de referentes del Partido Socialista Autentico (PSA), Movimiento socialista de los Trabajadores (MST) la corriente Clasista y Combativa (CCC), Barrios de Pié, Movimiento Teresa Vive, Frente Popular Darío Santillán y estudiantes universitarios de todo el país.



También estuvieron el titular de ATE-Buenos Aires Hugo "Cachorro" Godoy y la socialista Vilma Ripoll, entre otros.



En su discurso y de espaldas a la casa de Gobierno donde "reina la soberbia y la incomprensión", Micheli criticó en duros términos la política socio-económica oficial y denunció que "tres de cada diez argentinos vive bajo la línea de la pobreza".



La CTA rebelde protagonizó hoy un "paro con movilización y cortes de rutas y puentes" con la participación de "mas de 500 mil trabajadores en todo el país" y en esta capital concentró a "25 mil afiliados", en la Plaza de Mayo según los organizadores.



El paro de la CTA, contó con el aval de la CGT que lidera Hugo Moyano que hoy expresó su "solidaridad con la protesta" y coincidió "con su reclamo por mejoras salariales y laborales".



En un comunicado, la CGT destacó que los reclamos formulados por la fracción de la CTA de Pablo Micheli son "los mismos" que impulsa la CGT, entre los que mencionó "salario mínimo de cinco mil pesos, paritarias sin techo, anulación del impuesto a las ganancias, 82 por ciento móvil, unificación de asignaciones familiares sin topes y anulación de la ley antiterrorista". En la nota, la CGT, resaltó que "está totalmente de acuerdo con este justo pedido, sus reclamos son temas que forman parte de la agenda de la CGT y todo aquello que reivindique los derechos de los trabajadores nos lleva a ser solidarios".



En el parte, la central sindical de la calle Azopardo remarcó que "la CGT se solidariza con la protesta convocada por la CTA, y con su reclamo por mejoras salariales y laborales que es también nuestro".



El respaldo cegetista al paro de la CTA rebelde llegó luego que este mediodía Moyano se comunicó con Micheli cuando este participaba del corte del Puente Pueyrredón un de los accesos claves a esta capital.

Micheli confió a DyN, que "me llamó Moyano y me dijo saldría por las radios a respaldar el paro que realizamos y que nos reuniríamos la próxima semana a conversar".



El gesto del camionero, en la práctica robustece la "posibilidad" que la CGT y la CTA opositora realicen a fin de mes, una movilización conjunta.



Incluso esta tarde en la Plaza de Mayo, referentes de la Unión de Docentes de Buenos aires (UDOCBA) gremio enrolada en la CGT, participaron de la protesta. El paro nacional con movilización que realizó CTA se realizó para reclamar un salario mínimo, una jubiliación mínima y de 5.000 pesos, paritarias sin techo, anulación del impuesto a las ganancias, el 82 por ciento móvil para los jubilados, unificación de asignaciones familiares sin topes y anular la ley antiterrorista", entre otros reclamos.



El paro tuvo un alto grado de acatamiento en los distintos organismos publicos nacionales provinciales y municipales cuyos empleados militan en ATE, el gremio referente de la CTA.



Uno de los lugares donde se registraron momentos de tensión fue en el puente Pueyrredón, en la localidad bonaerense de Avellaneda, donde una gran cantidad de efectivos de la Gendarmería Nacional impedía que los manifestantes cortara totalmente el lugar.



Por ese motivo, Micheli se hizo presente en esa zona y le exigió al Gobierno que deje "ejercer la protesta social", porque las "calles son del pueblo argentino".

"¿Qué, es una dictadura este gobierno?", expresó el gremialista, quien advirtió que en caso de que los gendarmes no los dejen hacer el acto, se "van a quedar todo el día" en el puente Pueyrredón, que une el sur del Gran Buenos Aires con la Capital Federal.



Pasada las 10.30, comenzaron a concentrarse personas en los cruces de la avenida General Paz y Constituyentes; los puentes Saavedra y Pueyrredón, y en la autopista del Oeste y Richieri, que ocasionaba complicaciones en el tránsito vehicular.



Una importante cantidad de efectivos de la Gendarmería y Policía Federal fueron desplegados por orden del Gobierno a fin de vigilar las diferentes protestas, con el objetivo de evitar cortes totales en los accesos a la Capital Federal.



En tanto, militantes de la CTA empezaron a juntarse en la avenida Córdoba 720; Carlos Pelegrini y Corrientes; Entre Ríos y Pavón; avenidas Belgrano y Paseo Colón, entre otros lugares.



Además, esta mañana hubo varias protestas en ciudades del interior del país, como por ejemplo en Mendoza, donde en la capital de la provincia cuyana se registró una marcha.



La columna de manifestantes mendocinos estuvo integrada por trabajadores de la salud, docentes universitarios, empleados estatales y judiciales.



Fuente Agencia DyN