Viernes, 4 Mayo, 2012 - 09:05

Se espera que el precio de la soja siga en ascenso para los próximos meses

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Los contratos para el mes de julio cotizan a US$ 543,75 por tonelada. Así, se registra un incremento de 2 dólares en el Mercado de Chicago.

En tanto que a nivel local, la Bolsa de Cereales porteña fijó un nuevo recorte de producción para la cosecha 2011/2012.



La Bolsa de Cereales estima que la cosecha de la oleaginosa para la campaña 2011/12 ascenderá a 41 millones de toneladas, desde los 43 millones del anterior cálculo. La Argentina es el tercer productor mundial del grano y por tanto influye en la suba del precio internacional.



En su informe semanal previo la Bolsa de Cereales de Buenos Aires ya había recortado en 1 millón de toneladas su estimación para la producción de soja del país.



La Bolsa de Cereales de Buenos Aires recortó hoy, por segunda semana consecutiva, su pronóstico para la actual cosecha de soja a 41 millones de toneladas, 2 millones menos que lo calculado siete días atrás.



La entidad justificó la nueva estimación por los rendimientos medios del cultivo, "que no cubren las expectativas inicialmente relevadas sobre gran parte del área agrícola".



De este modo, añade la Bolsa porteña, la merma interanual en la recolección de la oleaginosa será de 18,7%, frente a los 49,2 millones de toneladas obtenidas durante el ciclo 2010/11.



Según el informe, el núcleo Norte se encuentra próximo a finalizar la campaña, con un rinde medio de 27,8 quintales por hectárea, 3,3 menos quen el promedio inicialmente proyectado para la región.



En similares condiciones se encuentran el centro-norte y sur de Córdoba, donde, luego de recolectarse más de 86% del área apta en ambas regiones, los rendimientos descienden a 19,8 y 15,1 quintales, respectivamente, "muy por debajo de las expectativas relevadas durante el comienzo de la trilla".



Por otra parte, hacia el sur de la región agrícola también se prevén mermas productivas, y una de las posibles causas serían las bajas temperaturas registradas durante finales de marzo, que habrían interrumpido la tasa de llenado del poroto en cuadros de segunda sobre extensas áreas de la región pampeana.



A ello se suman los excesos hídricos acumulados durante abril, que provocaron la pérdida de lotes en sectores del centro y noroeste bonaerense, lo cual impacta de forma negativa durante la etapa final de la actual campaña.



De esta forma, "la sequía estival que provocó pérdidas de área sobre la región NEA y caídas en las productividades sobre gran parte del NOA, centro, norte y sur de Córdoba, sectores de La Pampa y norte de Buenos Aires, ahora se complementa con un menor peso del grano en lotes de segunda, sobre gran parte del centro y sur del área agrícola y pérdidas por excesos hídricos en sectores de la región bonaerense", resume el informe.



UN TERCIO POR RECOLECTAR

Hasta ahora, la superficie cosechada asciende a más del 64% del área apta y mantiene un rinde medio nacional estable de 23,6 quintales por hectárea.



No obstante, se espera que durante las próximas semanas comience a descender gradualmente y finalice próximo a los 22 quintales al cierre del actual ciclo.
Fuente: 
Infobae.com