Jueves, 3 Mayo, 2012 - 07:20

La historia del imputado
Contrabando "diplomático": el cónsul paraguayo dijo ser inocente y remarcó que en Argentina lo discriminan

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Claudelino Navarro Cristaldo brindó declaraciones en medios de Paraguay y explicó que todo se originó porque se negó a pagar una coima a Gendarmería. 

Navarro Cristaldo negó rotundamente su implicancia en el contrabando y sostuvo enfáticamente que el cargamento de cigarrillos de la marca Rodeo le fue “plantado” en su vehículo por la policía provincial. Los uniformados lo detuvieron cuando viajaba en compañía de otro hombre, identificado como Antonio Fleitas Dyck. Dijo que él iba comiendo maní tostado y no llevaba cargamento de cigarrillos alguno.



Yo estoy más sorprendido que ustedes, esta mañana me dijeron que yo estaba arrestado, pero ahora yo estoy trabajando”, arrancó diciendo el Cónsul Paraguayo Claudelino Cristaldo Navarro, en relación a lo publicado por medios argentinos respecto a un supuesto caso de contrabando de cigarrillos.



El diplomático paraguayo señaló que tuvo “un inconveniente anoche” con integrantes de la policía caminera de Argentina. “Me tuvieron secuestrado entre la media noche y las 6 de la madrugada”, comentó Cristaldo.





“Me pararon por exceso de velocidad, y me pidieron que les de una coima de 1.000 pesos”, dijo el Cónsul, quien refirió que los agentes lo llevaron para controlar el contenido de una bolsa suya que contenía maní, la cual supuestamente era sospechoso de poseer marihuana; “Cuando yo volví, mi camioneta estaba llena de cigarrillo”, por lo que fue acusado de contrabando de 1.116 paquetes de cigarrillos de la marca Rodeo.



Me tuvieron desde las cuatro hasta la seis en la policía caminera (de la mañana de ayer) sin reconocer mi inmunidad. Ja javy paite, ellos no reconocieron mi inmunidad y quieren borrar esa situación adjudicándome el cargamento”, indicó el funcionario de Cancillería.



El diplomática acusa a la policía argentina de haber plantado esos cigarrillos en su camioneta como pruebas de un delito que nunca existió, como una vendetta por no haber pagado la coima solicitada.



Señaló además que la policía provincial actuó de manera ilegal al no reconocer su inmunidad diplomática y detenerlo en plena ruta, para luego alejarlo de su vehículo durante unas cuatro horas.



Criticó además a las autoridades de gendarmería argentina, quienes –aseguró– detienen vehículos de paraguayos ex profeso, para pedir coimas. Acusó además a los policías de discriminar a los paraguayos.



Navarro manifestó también que por instrucciones de su abogado no había realizado declaraciones, pero en nombre de su honorabilidad y del buen trabajo que aseguró está cumpliendo en el Consulado, realizaba una defensa pública de su situación.



Resaltó su condición de sampedrano para justificar que los argentinos le “plantaron” la supuesta carga ilegal. En tal sentido, se refirió a los cargamentos de marihuana que habitualmente se adjudica a ciudadanos sólo por ser oriundos de su departamento. “Claudelino Navarro no es ningún bandido”, resaltó.



También indicó que durante un accidente ocurrido en la zona de su Consulado fue el único diplomático que se enfrentó con la policía argentina, con lo que dio a entender que estaba siendo víctima de una represalia.
Fuente: 
ABC.py y La Nación.py