Martes, 1 Mayo, 2012 - 09:14

Correo de nuestros lectores
1º de Mayo y el desapego a la ley

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Desde chico solía escuchar a mi padre cuando en sus charlas de formación política parafraseando a Nino, decía “argentina vive al margen de la ley”.







Así intentaba explicar en pocas palabras la mayor fuente de nuestros males como nación.



Y esta frase, aunque de corta digestión, a veces requiere de otras explicaciones que nos permitan tal vez poder asimilar con mayor provecho el poder que en ella se esconde, el poder de entender que no conocer ,ni cumplir la ley constituye la destrucción de los cimientos de cualquier comunidad organizada.



Entonces para mejor proceder en el relato debo decir que todos los gobiernos hacen brutal hincapié en el día del trabajador, los derechos humanos y todas sus formas de aplicación, inclusive hasta las más perversas y sin embargo es muy poco reconocido por la conciencia colectiva el hecho de que mucho antes de ser el día del trabajador, el primero de mayo es el día de la constitución nacional en virtud de que la Constitución Nacional, que nos rige actualmente, fue aprobada por una asamblea constituyente el 1º de mayo de 1853, que con siete reformas es la que actualmente nos rige. Reforma última que ha puesto en pie de igualdad a través del art. 75 inciso 22 a nuestra Constitución con una serie de tratados internacionales, virtud que como
podrá verse más adelante ha sido notablemente perjudicial para el desarrollo de la comunidad argentina sin que ninguna legislación pueda poner freno a los distintos desmanes que ha provocado este hecho.- Ya que como antes dije, lo que la constitución nacional en muchos aspectos escribe, los tratados internacionales lo borran y aquella constitución que había puesto fin a las guerras civiles y que sentó las bases de la Organización Nacional hoy es ocultada por la estelaridad y exaltación del día del trabajador y los derechos internacionales.-



La exaltación permanente de la legislación impuesta por parte de organismos internacionales, y el ocultamiento de una fecha extremadamente útil a la ciudadanía como el día de la constitución nacional, ha permitido el desguace de las fuerzas armadas, el avance de la inseguridad, el avance contra la propiedad privada y el derecho al libre tránsito, la destrucción de las instituciones como el congreso de la nación hoy en franca decadencia.- La exaltación de los tratados internacionales y el día del trabajador en conjunto con la negación del papel estelar que la constitución debería tener en los festejos del 1º de Mayo, han convertido progresivamente al docente en trabajador de la educación, han convertido a enfermeros y médicos en trabajadores de la salud han convertido a los servidores públicos en trabajadores estatales y han convertido a la mayoría de los legisladores en un puñado de charlatanes que de espaldas al pueblo y la constitución gobiernan levantando la mano.-



Entonces puedo decir que una de las mayores zonceras que los argentinos hemos cometido es haber subordinado todo el derecho positivo argentino, al derecho positivo internacional con estos tratados.- Y con esto no estoy diciendo que los tratados sobre derechos humanos no sean importantes, reconozco la importancia del trabajador como pilar de la sociedad pero simplemente hago hincapié en que jamás podría estar igualado lo foráneo a lo autóctono por una razón muy sencilla “Los argentinos bien sabemos equivocarnos solos y no necesitamos ayuda”.-



Pero observe mi estimado lector un ejemplo característico de los males que esta situación nos trae.- A 30 años de Malvinas soñemos que la reina de Inglaterra despierta en un ataque de sinceridad filantrópica y decide repentinamente devolver a manos argentinas el control de las Islas Malvinas, pero a reglón seguido el sueño se hace pesadilla cuando respetando la autodeterminación de los pueblos incluida en el derecho positivo internacional, tendremos que consultar a los Kelpers (que ya lo han manifestado) y veremos que no quieren estar bajo potestad del gobierno Argentino, entonces no nos quedara otra que respetar esa autodeterminación en virtud de los tratados internacionales a los cuales hemos dado rango constitucional y resignarnos a la desintegración nacional, a la perdida de una porción del espacio vital.- Situación que en forma análoga también podría darse en la zona conflictiva del interfluvio chaqueño.-



Espero entonces que estas breves líneas puedan ser de utilidad para la discusión de los graves problemas que la sociedad enfrenta, que de cuando en cuando se profundizan, entendiendo que solo se puede luchar por aquello que se quiere, se quiere lo que se respeta y se respeta lo que al menos se conoce.- Y que en este sentido no hay forma posible de generar apego a la ley mientras andemos por la vida recogiendo las tilinguearías del mundo, mientras no entendamos que el día del trabajador y los derechos humanos son importantes pero mucho más importante es la ley madre de todas las leyes que es la constitución y que este entendimiento debe tomar forma en nosotros como ciudadanos ya que de otra manera nunca tomara forma en los dirigentes resultados de la sociedad que nosotros mismos moldeamos.



(*) Presidente PNC UNIR, Distrito Chaco.