Miércoles, 25 Abril, 2012 - 18:18

Por voto unánime
Legislatura aprobó la asistencia para productores: $ 150.000.000 en créditos y $ 100.000.000 en subsidios

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

La sanción de la Ley se logró unificando las posturas de oficialismo y oposición. No fue un trámite fácil, pero primó el sentido común.

Los diputados convirtieron en ley por voto unánime
–tras un largo debate- autorizar al Ejecutivo Provincial a
contraer un empréstito por 250 millones de pesos con la finalidad de asistir al sector primario productivo provincial, de ese monto total 100 millones serán de carácter de subsidio y 150 millones de pesos en calidad de crédito.



Iniciativa que se aprobó con un importante número de productores que desde horas tempranas fueron escuchados por los legisladores de las diferentes bancadas, y siguieron atentamente el debate de la ley celebrando su aprobación, oportunidad en que tras un cuarto intermedio agradecieron a los integrantes del Cuerpo por dar una respuesta a la angustiante situación que padecen producto de la sequía que asoló el territorio chaqueño



Iniciando el debate el titular de la Legislatura Eduardo Aguilar celebró el acuerdo logrado con los distintos bloques y las asociaciones de productores presentes avanzando en una iniciativa unificada de los dos proyectos que presentaron el bloque aliancista y el Ejecutivo provincial con destino a la constitución de un fondo fiduciario con destino a autorizar un crédito por 250 millones de pesos, operatoria que buscará financiamiento a través de – entre otras entidades bancarias – el Banco de la Nación Argentina – con subsidio de tasa de interés cuyo convenio está en trámite en el Ministerio de Agricultura de la Nación.



“Destacamos esta nueva decisión – subrayó – del Gobierno provincial de destinar montos de recursos que no tienen precedentes en la historia de la provincia hacia el sector de la producción primaria, productores agropecuarios, tal como recordara en la sesión del lunes, 100 millones de pesos por año se destinan en distintos programas de asistencia con los recursos que proviene del Ministerio de Agricultura de la Nación, montos que antes no existían para productores excluidos de financiamiento, por ejemplo, del Fondo Nacional Algodonero a los pequeños productores algodoneros. Han aparecido cuantiosas sumas de recursos año a año que se suman a programas de carácter inédito”.



Aguilar siguió enumerando los programas que se suman a los 200 millones que rescataron la deuda de los productores del banco Nación, fondos específicos que se destinaron en otras emergencias, fondos que se destinaron al sector ganadero y ahora estos 250 millones con una distribución específica”.



Más adelante, en declaraciones tras la sanción de la norma destacó el incremento de lograr 250 millones de pesos donde el Ejecutivo destinará hasta 100 millones en subsidios y publicando las listas de los créditos que se otorguen. Ahora le toca al Ejecutivo poder hacer las gestiones ante el Banco nación para conseguir rápidamente los fondos y poder volcarlos al sector productivo de la provincia”.



Finalmente, señaló que queda aun trabajo por hacer y subrayó que lo central son las declaraciones de emergencia que recopiló el Ejecutivo y a partir de eso ni bien estén disponibles los fondos se irán otorgando los subsidios con la condición de que se trate de pequeños productores radicados en el Chaco”.



El diputado jefe de la bancada aliancistas Carim Peche analizó que “la columna vertebral del Chaco lo constituye el campo y yo recuerdo que hubo una época en que la situación económica era diferente a esta, en el país gobernaba Menem y aquí en la provincia Rozas y había una situación no querida por ninguno como es la cuestión climática. En esa oportunidad, el crédito fue de 100 millones de dólares: 50 puso la Nación y 50 la provincia. Hoy lo que el ministro de Agricultura anunció fue desigual: menos de diez millones para tamaña sequía y un alto daño”.



“Celebro – remarcó - porque había dos proyectos, entendíamos que había productores que podían acceder al crédito y había otros que no tenían lo mínimo para darle de comer a su familia. Tengo que destacar el esfuerzo el gobierno de la provincia y la firmeza de los legisladores de la Alianza que tiene que ver con una cuestión de convicción, siempre acompañamos a los hombres del campo”.



“Este proyecto esta pensado para los pequeños y medianos productores que estén aquí en el Chaco y terminamos con las avivadas de los pooles de siembra. El Estado no solo tiene que ser socio en las ganancias, sino también debe ser socio en las pérdidas. Y que esto sirva para mirar el tema de la ganadería. Celebro que en un trabajo conjunto y que demos la herramienta a los productores para que trabajen en el campo y colaborar con esta herramienta para que este sector que tanto aporta a la economía nacional este de pie”.





El diputado aliancista Livio Gutiérrez consideró que se llegó al final de un proceso “fueron dos meses y medio de recorrer la provincia viendo lo que se iba produciendo y que se llego a una situación dramática. Quiero que la Nación ponga cincuenta millones de dólares más – exigió - para que podamos seguir avanzando. Esto es un parche necesario porque la cadena productiva esta complicada en el tema de fletes. Tenemos que ajustar, con el recupero que se logre de este fondo se puede fortalecer el traslado”.



“Es difícil para cada productor tener rentabilidad hay que trabajar sobre esto – manifestó - es la única industria a cielo abierto sin seguro posible, con presión impositiva. Este subsidio tiene que ver con una cuestión que tiene que orientarse a los pequeños y medianos productores y deber publicarse la nomina de los beneficiarios mas allá del contralor que tiene que hacer el órgano de emergencia. Queremos una actividad de la Nación ayudando al Chaco por un monto igual. Con el pesar que significa endeudar pero sabiendo la importancia que tiene el sector productivo, estamos apoyando este proyecto”, señaló.



El diputado Daniel Trabalón (Frente Grande) destacó el acuerdo importante logrado “producto de un consenso entre los bloques y los productores”. Más adelante expresó “estamos viendo como dar respuesta en esta coyuntura y este acuerdo parte de una posibilidad que se da a partir que dio una política del Gobierno. Por que hubo un proceso de desendeudamiento nacional por eso hoy estamos hablando de tomar este crédito”, subrayó.



“El Gobierno – recordó - tomo nota, se sentó, discutió y planteo una propuesta pero que además tuvo la voluntad de no cerrarse en su propuesta y producto de eso nos encontramos en este consenso. Lo que originalmente fue una propuesta para que se tome un crédito hoy era la posibilidad de que ese crédito incluya subsidios. Y esto recoge tanto el planteo de los productores y
la iniciativa de la Alianza, lo que demuestra que es un gobierno que escucha. Es importante que este esfuerzo que se hace desde la provincia llegue en principio a los pequeños y medianos productores y además que sean los productores chaqueños con domicilio real los destinatarios”.



“La sequía no es solo una cuestión natural tiene que ver con el cambio climático. Nos obliga a que en el algún momento demos un debate sobre el modelo productivo que tenemos y el modelo productivo que queremos”, sostuvo.



El diputado Carlos Martínez (Libres del Sur) manifestó su acuerdo con la solución consensuada y en particular a que adelantamos que en esta respuesta, en esta mitigación tenia que hacerse presente la característica de ayuda de subsidio, de forma tal de atender la situación de emergencia de los sectores que han sido mas vulnerados por esta catástrofe. Hay un mecanismo que ha fallado, mecanismo previsto en la Ley 26509, el Gobierno Nacional tendrá que hacerse cargo de mejorar esta herramienta jurídica que fue creada hace tres años para que no estemos dando respuesta de coyuntura”.

“Esto constituye en el Chaco característica de endemia climática. A esta región le es inherente este fenómeno. Nos queda revisar el mal funcionamiento de los mecanismos que se han creado a nivel nacional sin o generar un marco propio de forma tal de contemplar que estas situaciones que son de características estructurales sean abordadas con una respuesta mucho mas eficientes y no coyunturales”, argumentó.



El diputado Raúl Acosta (Concertación-Forja) aclaró que este es un logro muy importante, celebrar que en tan poco tiempo se haya consensuado un
proyecto mejor del que hablamos la semana pasada. Hoy hablamos de 100 millones de subsidio. Lo hemos hecho en el consenso de todos los diputados y no en el apuro que nos quieren meter los medios de comunicación. Que salga la mejor ley para beneficiar a los productores, en especial agradecer la gestión de Aguilar y de todos los diputados”, manifestó.



El diputado Juan José Bergia (NePar) señaló que acompañarán la iniciativa “es una herramienta fundamental necesaria y creo que tenemos que pensar en presentar un proyecto de cara al futuro para que se vaya conformando cuando las cosechas sean buenas, un fondo de recupero para que los productores tengan una herramienta válida y por ello celebro la predisposición del gobierno en este tema”.



El diputado Egidio García (justicialista indígena y popular) adelantó su voto positivo a la vez que agregó que es importante que los productores puedan contar con esta herramienta, tengo fe en dar esta herramienta que va a alimentar aquellas familias que están trabajando, para ello pongo la certeza y mi apoyo para los pequeños productores. Voy a acompañar este proyecto con la seguridad que los pequeños productores se van a ver beneficiados, y que deben tener en cuenta a los indígenas que pueden alcanzar este tipo de herramientas.



Desde la bancada aliancista y vicepresidente segundo Luis Verdún señaló que hay que articular una ley entre Provincia y Nación para establecer un fondo que solucione a este tema que se presenta por situaciones climáticas adversas. “El fondo de recupero lo tiene que dar la Nación de las retenciones y a la hora de la rentabilidad en este momento lo que vive el productor es realmente una gran incertidumbre. Quiero destacar que para llegar a esto hubo un trabajo previo”, recordó.



“La semana pasada en la reunión realizada en Sáenz Peña propuse que viniesen al Recinto y vinieron el lunes y hoy de nuevo están acá y esa actitud de ello fue el detonante para lograr el consenso porque nos dio el reaseguro. A todos los legisladores esto hoy lo podemos decir con orgullo que si bien
no es toda la solución que esperan es una mirada hacia ellos y es un
estímulo una actitud que ven de parte de los representantes del pueblo”, definió.



El diputado Ricardo Sánchez - titular de la bancada justicialista - recordó la asamblea de la que participaron productores y diputados en el cruce de las rutas 16 y 95 “y la preocupación era la misma: ver que mas de 300 mil hectáreas en plena producción se han visto afectadas de una manera irreversible por la sequía a partir de allí ver de que manera podríamos ayudar a paliar en parte esta situación. Se que esto no resuelve el problema. Daban cuenta de costos operativos imposibles solventar desde las arcas del Estado provincial, no es posible poner en marcha las 600 mil hectáreas de soja o las 300 mil de algodón, no se va a poder con todo”, evaluó.



“Entendemos – remarcó - que el esfuerzo que hizo Capitanich es mas que importante que el esfuerzo que hicimos los bloques. Fuimos subiendo apuestas porque cuando se inició esto se hablo de 200 millones de pesos y si bien había posibilidades de transformar en subsidio, esto no estaba en la ley. Y luego con la intervención de todos y de los productores se fue logrando ese consenso y de los primeros 50 millones de pesos, luego se hablo de un porcentaje que fue subiendo hasta que en definitiva logramos este consenso de decir van 100 millones en subsidio y 150 millones en crédito y dentro de esto un importante abanico de posibilidades”.



El legislador señaló que este monto “es insuficiente porque los costros de producción son tan altos pero entiendo que es una manera del Gobierno de decir estamos presentes, entendemos la situación y van a contar con nuestro bloque para cualquier gestión con el gobierno nacional. Hablemos de que el Gobierno nacional va a participar dentro de este fondo fiduciario en el subsidio de la tasa de interés en cinco años con 75 millones de pesos , esta ley es para los productores y no para ningún pool de siembra”, anunció.



La norma



Esta ley que se consensuó con la Cámara en Comisión a efectos de emitir despacho, autoriza al Ejecutivo Provincial a contraer empréstitos por hasta un monto de 250 millones de pesos con destino a financiar la asistencia a los pequeños y medianos productores. Los empréstitos podrán materializarse bajo cualquiera de las operaciones de crédito público: a) emisión de títulos públicos, en el país o en el exterior, inclusive bajo la modalidad de
fideicomisos financieros; b) Celebración de contratos de mutuo con entidades financieras públicas o privadas, del país o del exterior, comprendiendo entre estas a organismos multilaterales de crédito.



Paralelamente se faculta al Ejecutivo Provincial a autorizar la afectación y/o sesión de los derechos de la Provincia sobre las sumas a percibir por el “Régimen Transitorio de Distribución de recursos Fiscales entre la nación y las Provincias
-Ley 23548- conforme con los establecido en los artículos 1º, 2º y 3º del “Acuerdo Nación – Provincias sobre relación financiera y bases del Régimen de Coparticipación federal de Impuestos” – Ley 25570- o el que en el futuro lo sustituya, con el fin de garantizar las operaciones que se autorizan en esta ley, incluyendo la retención automática para el pago de los servicios pertinentes.



Además la norma establece que el producido de la operación de crédito público autorizada se destinará integralmente a la constitución de un fondo fiduciario de administración de asistencias económicas y garantías para el sector primario productivo provincial, el que tendrá por objetivo, ante la situación de emergencia provocada por la sequía, implementar acciones
destinadas al sostenimiento de la cadena de pagos del sector y la restitución de los mecanismos de financiamiento de la campaña agrícola del año en curso, además financiar políticas estructurales que aseguren la prevención y el aumento de la rentabilidad de los pequeños y medianos productores.



Del fondo creado hasta 100 millones de pesos serán destinados a la asistencia de pequeños y medianos productores, que cumplan con los siguientes requisitos: que sus ingresos provengan mayoritariamente de la actividad agropecuaria, y hayan sido declarados en emergencia o desastre agropecuario –acreditando tal condición mediante certificado correspondiente-. Lo dispuesto se implementará mediante el pago de una suma de dinero de carácter no reembolsable, debiendo publicarse la nómina de los beneficiarios y montos asignados en medio fehaciente.

La suma restante del mencionado fondo y hasta 150 millones de pesos serán destinados: a) financiar, de manera directa o indirecta, capital de trabajo y de inversión a productores primarios de la provincia, con tasas, condiciones y plazos de repago que supongan condiciones ventajosas respecto a las vigentes en el sistema financiero nacional o provincial.

b) financiar capital de trabajo a cooperativas, acopiadores y/o comercializadores de insumos
agrícolas de la provincia, asegurando su destino exclusivo a mecanismos que aseguren capacidad de siembra a pequeños y medianos productores de la Provincia del Chaco,

c) bonificar tasas de intereses en préstamos otorgados por entidades del sistema bancario, en la medida que lo establezca la autoridad de aplicación. En este caso, el monto destinado a esta línea de acción deberá provenir de la rentabilidad del fondo y no podrá implicar una merma en la capitalización del mismo.



Se determina que el producido o recupero de los fondos otorgados a través de los mecanismos establecidos, se destinarán a financiar la implementación de un sistema provincial de cobertura de riesgos y seguros climáticos agrícolas y a fortalecer la cadena de logística propiedad del estado provincial, asegurando a través de inversiones la reducción de costos de fletes para los pequeños y medianos productores del Chaco, con el objetivo de implementar r modelos agrícolas que aseguren el uso sustentable de la tierra y el incremento de la rentabilidad de las explotaciones locales.



Para ser beneficiario de la presente ley los productores deberán acreditar domicilio real y fiscal en la Provincia del Chaco; al 1 de octubre de 2011, y demás requisitos que establezca la reglamentación.

El Ejecutivo Provincial queda facultado para celebrar contratos, así como también realizar todos los demás actos relativos a la adecuada implementación y ejecución de lo dispuesto por la presente ley.



Además el gobierno deberá presentar en forma semestral un informe a la Cámara de Diputados, sobre las actividades llevadas adelante y estado de situación de los fondos autorizados por esta ley.

Finalmente que dispuesto que los ministerios
de Hacienda y Finanzas Públicas y el Ministerio de Producción actuarán de autoridad de aplicación de esta norma.