Miércoles, 25 Abril, 2012 - 09:42

Corrientes
Detienen a joven de 17 años acusado de abusar de sus tres hermanos

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

El aberrante hecho tuvo lugar en el paraje Juan Pujol. Las víctimas son dos nenas de 6 y 7 años y un varón de 10.

Gran conmoción provocó en la localidad de Juan Pujol la detención de un joven de 17 años acusado de abusar de sus tres hermanitos por parte de la madre. El padrastro, un hombre oriundo de la provincia de Misiones, también fue aprehendido por haber tenido algún grado de participación en el delito e incluso colaborar para que los pequeños sean sometidos. Los investigadores sospechan que la madre de las criaturas tal vez tenía conocimiento de lo que ocurría en su casa pero no lo denunciaba por miedo. Sin embargo una menor de 15 años, hermana del acusado y las víctimas fue quien tuvo la valentía en declarar y contar la pesadilla que toda la familia vivía desde hace bastante tiempo.



Pese al hermetismo con el que se investiga el caso, El Litoral pudo conocer que la detención del depravado se produjo en la noche del domingo en el interior de un boliche.

El menor se encontraba prófugo desde hace al menos una semana, cuando se radicó la denuncia en la comisaría de Juan Pujol.



Un grupo de policías obtuvo el dato de que el joven es-taba en un local bailable y finalmente a su salida fue apresado y alojado en la de-pendencia local a disposición de la Justicia. Se trata de un chico llamado Miguel a quien conocen con el seudónimo de “Chanchi”. El de-tenido expresó que todo lo que decían de él respecto al abuso de sus hermanos era mentira.



Está acusado de someter a sus dos hermanas de 6 y 7 años y su hermano de 10. La causa fue caratulada como abuso sexual con acceso carnal. Se estima que en las próximos días, el aprehendido será citado a declarar en el Juzgado de Menores ante la presencia de un grupo de profesionales. Lo que se intenta conocer es que lo llevó a cometer semejante barbarie y se actuó en complicidad con su padrastro que también permanece preso.



Se trata de un hombre de apellido Olivera de 41 años, que fue detenido en un allanamiento en un domicilio ubicado por calle
Francisco Cardozo de esa localidad. Se abstuvo a declarar. Sin embargo se presume que tuvo algún grado de participación en los abusos o cuanto menos colaboró para que los niños sean sometidos a vejaciones.



En la denuncia realizada en la comisaría, también se menciona que la madre de los niños tenía conocimiento de lo ocurrido. Las menores fueron examinadas por un grupo de profesionales que constataron las lesiones y se dispuso que tengan asistencia psicológica.
Fuente: 
Radio Sudamericana