Miércoles, 28 Marzo, 2012 - 10:29

La provincia implementará distintos mecanismos para auxiliar a los productores afectados por la sequía

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

El gobernador Capitanich oficializó que desde la semana próxima se declarará la emergencia agropecuaria por la sequía. “Será de carácter denominativo” y se gestionarán distintos mecanismos para auxiliar a los pequeños y medianos productores. “Implementaremos herramientas de carácter coyuntural” indicó.

El gobernador detalló este miércoles que la provincia a culminado el procesamiento final de la información recabada en cada departamento con la cantidad de productores damnificados por la sequía. 2Por lo que desde la semana próxima declararemos la emergencia”.



“En términos genéricos la emergencia será declarada en carácter nominativo. Es decir que se promulgarán un conjunto de decretos que identificarán a los produce por departamento sobre las zonas afectadas declararemos la emergencia” detalló el gobernador.



Según explicitó Capitanich se instrumentarán una serie de beneficios. “Vamos a arbitrar una serie de medidas de carácter coyuntural vinculado a los distintos mecanismos de prestamos de Fiduciaria del Norte, dispondremos prorrogas para el cumplimiento de los vencimientos, lo mismo para el Fideicomiso del Banco de la Nación Argentina, igual mecanismo para las obligaciones que hacen a la Administración Tributaria Provincial, y gestionamos ante AFIP el mismo beneficio”.



Así la declaración de Emergencia “Primero no se otorgará ningún beneficio fiscal a los Pool de Siembra o fondos de Inversión que tiene capacidad para solventar sus propios riesgos. En segundo lugar se han dado casos siempre, en que la tierra era trabajada por gente que la alquilaba, que recibe un beneficio por la perdida y por otro lado el que recibía la renta. Nosotros entendemos que quien sufre las perdidas debe acceder a los beneficios coyunturales pero de ninguna manera la tierra debe ser doblemente beneficiada” explicitó.



PRODUCTOR POR PRODUCTOR



“Se instrumentarán sistemáticamente”, afirmó el primer mandatario haciendo referencia a las medidas de asistencia y explicó que la declaración nominativa tiene por objeto resolver dos cuestiones muy importantes.



Por un lado se asegurará que la ayuda sea para los pequeños y medianos productores. “No vamos a asociar emergencia a pooles de siembra o fondos de inversión que tiene capacidad
para administrar sus propios riesgos”, aseguró y describió que se trabajará con una estrategia de asistencia ordenada productor por productor, sobre todo con los que tiene de 10 a 200 hectáreas.



Por otro lado se busca evitar que el beneficio sea imputado dos veces a la misma unidad parcelaria, ya que varias veces ocurre que cobran los inquilinos de las chacras y los propietarios. Además señaló que los mecanismos de asistencia se van a trabajar con protocolo productivo subordinado y un seguro multirriesgo.



“La comisión de emergencias, el nivel de relevamiento de los productores de nuestros extensionistas y de los técnicos del INTA va a permitir accionar adecuadamente”, consideró Capitanich.



PERDIDAS

El gobernador remarcó que aún no se puede saber de cuantos es la perdida que causo la sequía que afecta a la provincia. Explicó que es difícil cuantificar por la diversidad y la magnitud de cultivos y de las situaciones; además porque todavía no se cosechó y es necesario –para conocer los números finales- definir el índice de siniestralidad (es la relación técnica entre superficie sembrada y cosechada). “A partir de eso se obtiene el rendimiento promedio por hectáreas, lo que permite conocer la cuantificación exacta y la dimensión de la afectación”, detalló.



Agregó que también hay que tener en cuenta la evolución del tipo de cambio, del precio final del producto y del rendimiento, todo respecto a la cosecha anterior. “Hay que verlo en toda su dimensión para tener la perspectiva adecuada de intervención”, consideró e insistió en que pensar en sistema de asistencia genérico, hoy no está bien.