Domingo, 25 Marzo, 2012 - 10:16

Correo de nuestros lectores
"¡Estamos mal, pero vamos bien!", ¿se acuerda?

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Si Usted y yo nos acordamos, como es posible que no acuerden los que participaron en su momento activamente del “¡estamos mal, pero vamos bien!”. Si en gran medida son los mismos que hoy nos hacen otra vez “estar mal” diciendo que ¡vamos bien!…repitiendo hasta el cansancio todos los santos días la misma muletilla.

Para escribir la historia no necesitamos ser muy lúcidos. Basta solo con leer un poco y cotejar entre dos o tres relatores del momento para darnos cuenta que esta mentira existió siempre y no es acusando a uno o a otro que nos sacaremos las culpas de encima.



Nuestros principios solidarios con el amigo “de turno”, muchas veces nos hacen caer en el pecado de otorgar, callar y lo más grave aún, acompañar la continuidad de los actos que en nada se condicen con el buen desempeño del gobernante.



Dice el refrán que “para ser buen patrón, primero debemos haber sido buen peón” y eso significa que supimos rendir en nuestras tareas y aprender de la experiencia de quien nos guiaba para ello. Aprender es literalmente experiencia, pero vemos que la dirigencia no adquirió la misma o bien no estudió la historia contemporánea o a
nuestros anteriores gobernantes. Lo cierto y debemos aceptarlo, es que para ser Gobernante no se estudia, se aprende de lo que enseñan los que ya fueron y con esos ejemplos, seguro alguna materia se habrán llevado a Marzo.



Es muy simple queridos funcionarios políticos, no la hagamos difícil…”memoria también es la capacidad para recordar una cosa” y le agregamos .. “tratar por todos los medios de volver a hacer las cosas
bien para no pasar tanto dolor y sufrimiento.



Si de mejoras se trata, no podemos negar que muchas provincias han incluido a sus ciudadanos en un mejor nivel de vida, pero no debemos olvidar que estamos dejando en el camino girones de ciudadanos dispersados en el desamparo y falta de protección.



Como representantes nuestros, les pediría por favor que no acepten mas, callándose la boca, los mensajes mentirosos que nos hablan de una jubilación “digna” de 1.600 mugrosos pesos cuando un kilo de carne cuesta 40, no permitamos que desde un Ministerio de Educación se hable de inclusión educativa cuando ustedes saben que a cada momento brotan de las baldosas los pobres analfabetos con el consecuente deterioro social en el futuro inmediato, ya que a cualquier hora del día podemos observar con mucha tristeza una enorme cantidad de niños y jóvenes practicando el juego de la “NADA” y lo más grave aún es que después tenemos que soportar desde el Poder que en Argentina todos los niños pasan de grado por la calidad de la educación, cuando ustedes también saben que pasan de grado para que figure en las Naciones Unidas como un país “muy preparado culturalmente” por la excelencia educativa.



Mienten y eso le hace más daño al país, hay docentes que no hablan para no sufrir represalias, pero todos saben que hay chicos que no saben hacer la “O” con un vaso y no les pidamos que recuerden los actos de algún héroe de nuestra historia…y la prueba mas evidente de la instrucción educativa se da en los ciclos televisivos de preguntas y respuestas para los jóvenes que participan por un viaje de fin de curso.



Allí hemos escuchado en más de una oportunidad el desparpajo de los mismos adolescentes cuando por ejemplo mencionan a Rosario como la capital de Santa Fe y cuando el conductor les responde que no “acertaron”, aplauden todos y ríen como si fuera una gracia.



Me gustaría que alguna vez, los Partidos políticos antes de postular a algún candidato o funcionario, le hagan algún tipo de estudio ambiental para saber al menos su capacidad intelectual y forma de actuar ante la sociedad
llegado el momento de ocupar un cargo y no esperar a tener que superar cuatro años con un “Político funcionario”, quien comenzó su carrera política como “Ocupa” en terrenos de La Matanza y fue el mismo ex vicepresidente renunciado, Chacho Alvarez quien le ofreció un lugar en la lista de Concejales y el ex presidente Kirchner con el tiempo llegó a nombrarlo Subsecretario en la Nación después de haber prendido fuego una Comisaría.



Como anécdota y si tenemos “memoria”, podemos recordar cuando dijo que “odiaba a los blancos” y a los judíos. Por estos días en los que, con justicia, estamos todos hablando sobre la “Memoria” y sin alejarnos de lo específico que nos convoca, bueno sería también refrescar otra “memoria” para saber cuál es el motivo que impulsa a aquellos que tienen “mucho” poder de decisión a la hora de elegir funcionarios que nos hacen sufrir los errores que cometen por incapacidad.



Queridos representantes nuestros, con el mayor respeto esta sociedad les dice que han tenido el suficiente tiempo limitándose a interpretar nuestros problemas de diferentes maneras. Ahora es tiempo de resolverlos.

En síntesis, como ciudadano que ya vivió el anterior y otros anteriores gobiernos, me duele que el que está gobernando viva criticando al que se fue, para sustentar su permanencia y seguramente el que venga, haga lo mismo con el que hoy está.



Por favor dejen de culpar a otros y de una vez por todas hagan por si mismos lo que saben o creen que saben, para que la ciudadanía toda, vea que hay diferencias entre lo que fue y lo que está.



Ahora se trata
de transformar en soluciones todos los reclamos posibles y escuchando a vuestra gente, podrán comprender que no es difícil gobernar sin sobresaltos. Al ciudadano común, le interesa y mucho lo que sucede en su barrio, Ciudad o Provincia y no el mandato que baja de la Casa Rosada para las sucursales en el interior. La Macroeconomía es importante para aquellos a los que realmente les sirve, pero a nosotros que vivimos el día a día, solo nos preocupa esa microeconomía que cabe en un solo bolsillo y ya sabemos lo que nos permite hacer.



Está muy bien que
inauguren un pavimento, un cordón de la vereda, limpien una calle, lleven agua a los lugares más lejanos, firmen convenios para mejorar la calidad de vida de la gente, pero esas son obligaciones
normales de
un gobierno y nosotros lo sabemos, pero ya podrían darse cuenta que además de la foto hace falta motivar a la gente con propuestas y proyectos de corto plazo que seguramente producirán más rédito político llegado el caso de buscar apoyo por la proximidad (otra vez) de las elecciones.



Quizá ya es tiempo de comenzar a caminar por las calles, golpeando la puerta al vecino, que en muchos casos jamás vieron su rostro personalmente y necesita que usted amigo político le lleve palabras de aliento pero “creíbles”.



Cuando se decidan a hablar con el ciudadano común cara a cara, se van a llevar la mejor de las sorpresas por la calidad humana de la gente y la capacidad intelectual que tiene cada uno de ellos. Los vecinos saben mucho más que usted lo que hace falta en su
barrio, Ciudad o Provincia y le podrán ayudar para que no malgaste su tiempo consultando a asesores que saben menos que el propio pueblo, los problemas a resolver. (Asesores que seguramente le leerán todos los días el diario de Yrigoyen para que usted crea que todo está bien).



No dejen que el tren siga de largo en esta próxima estación, todavía están a tiempo de cambiar para bien de todos, aunque la locomotora sienta fatiga.



(*) DNI 7788556 - Resistencia - Chaco