Viernes, 16 Marzo, 2012 - 09:07

Operativo policial
Detuvieron a dos personas que distribuían cocaína

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Sáenz Peña| Efectivos de la División Drogas Peligrosas a cargo del Comisario Rubén González desbarató en la noche del jueves un centro de comercialización de cocaína en el barrio Hipólito Irigoyen.



En el operativo intervino el Juzgado Federal de Sáenz Peña. Las tareas se efectuaron en un domicilio particular ubicado en calle 43 entre 10 y 12 del barrio termal.



El operativo concluyó con dos personas aprehendidas, un matrimonio y pertenencias que estarían vinculadas a la investigación.



El Centro de Comercialización de cocaína desbaratado en las últimas horas en Sáenz Peña por la División Drogas de la Policía de la Provincia funcionaba a escaso metros de un jardín de infantes, una escuela primaria y secundaria.



Fue detenido un matrimonio; en poder de los mismos se secuestró 20 gramos de cocaína, una balanza de precisión, varios teléfonos celulares y la cantidad de 2000 pesos en efectivo, discriminados en varios billetes. El matrimonio, uno de ellos con antecedente en la Justicia Ordinaria, fueron detenidos y puestos a disposición de la Justicia Federal.



Un vecino que se domicilia en el barrio Hipólito Irigoyen de la ciudad de Sáenz Peña puso en conocimiento de la División Drogas de la Policía de la Provincia a cargo del comisario Rubén González, que en el mencionado barrio se estaba comercializando drogas hace mucho tiempo.



Fue así que efectivos de la División Drogas con los datos aportados por este vecino comenzó con la investigación correspondiente y solicitó una orden de allanamiento a la Jueza Federal Zunilda Niremperger para ingresar a un domicilio particular ubicado en calle 43 entre 10 y 12 del barrio Hipólito Irigoyen.



El procedimiento se produjo en horas de la noche de ayer jueves y del interior de la vivienda se secuestró
una balanza de precisión con capacidad para
1kg, varios teléfonos celulares, la cantidad de $2000 pesos de dinero en efectivo discriminado en distintos billetes, pedazos
de papel de aluminio que contenía restos de cocaína y marihuana, como así también varios envoltorios
que contenían una sustancia blanca, y cuando se realiza la prueba de campo arrojó como resultado que la misma era cocaína.



En contacto con el comisario Rubén González se pudo saber que en el lugar se secuestró unos 20 gramos de cocaína y que efectivamente ese domicilio particular era un centro de comercialización de esta sustancia y que funcionaba hace un par de años en el mencionado domicilio. “La información que recabamos luego de la investigación fue que el matrimonio que vivía en ese domicilio se dedicaba a la comercialización de estupefacientes, esto inclusive pudo ser corroborado luego con el testimonio de varios vecinos en el lugar”, explicó González.



Recordó asimismo que hace aproximadamente dos semanas, efectivos de la División Drogas tomó conocimiento de la actividad que se cumplía en ese domicilio y a partir de ese momento se colocó una vigilancia discreta que determinó efectivamente que en ese lugar se comercializaba sustancias nocivas.



Por este hecho fueron detenidas dos personas, el matrimonio propietario de la vivienda donde se cumplió el allanamiento y posterior secuestros de varios elementos. Se supo que uno de los detenidos tiene antecedente en la Justicia Ordinaria. Este matrimonio tiene tres hijos de 10, 8 y 5 años y trascendió que en presencia de los menores se realizaba la comercialización de estupefacientes.



Explicó González que “se agrava la situación del matrimonio detenido por este hecho porque el centro de comercialización de sustancias nocivas se encontraba ubicado a escasos metros de un jardín de infantes, de una escuela primaria y secundaria”.