Viernes, 2 Marzo, 2012 - 15:30

Jornada sobre alimentación y deportes para chicos diabéticos

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

La actividad, impulsada por el Ministerio de Salud, y tiene como objetivo que los niños aprendan a cuidarse y evitar una de las complicaciones agudas de la enfermedad, que es la hipoglucemia.

Con la participación de un grupo nutrido de niños, el Ministerio de Salud realizó la primera jornada de prácticas alimentarias y deportivas para adolescentes con diabetes tipo 1. La actividad se llevó a cabo en el Centro de Educación Física Nº 1 y fue coordinada por el área de Endocrinología y Diabetes del hospital Pediátrico, con la colaboración de la fundación civil Lograr.



Según informó la jefa del área, Amanda Benítez, la diabetes tipo 1 se diagnostica con mayor frecuencia en niños, adolescentes o adultos jóvenes. Los pacientes necesitan aplicarse insulina, ya que su cuerpo no la produce y es vital para movilizar el azúcar de la sangre (glucosa) hasta las células.



La jornada consistió en enseñar a los adolescentes con diabetes tipo 1, (10 a 15 años) en forma práctica, cómo deben cuidarse y evitar una de las complicaciones agudas de la enfermedad, como lo es la hipoglucemia cuando se realiza actividad física.



Los profesionales de la salud, junto a profesores de educación física, enseñaron a los chicos a hacer el recuento de hidratos de carbono, así como de acuerdo a la alimentación y la actividad física que realicen, determinar la insulina que deben recibir.



“La alimentación y la actividad física tienen una estrecha relación, por lo que cada uno debe conocerse y aprender como regular la glucosa. Es importante que lo hagamos junto a los adolescentes, así vemos los errores que se pueden cometer y cómo corregirlos”, detalló la directora del Programa de Diabetes del Pediátrico, Zulma Caballero.



“Estas actividades promueven la libertad de cada adolescente y evita que se sientan distintos para que puedan integrarse en forma libre a cualquier actividad, porque el único límite son ellos mismos”, concluyó.