Jueves, 1 Marzo, 2012 - 11:04

Caballerosidad política
Sergio Vallejos se fue con Aída, pero primero le avisó a Angel Rozas

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Aunque no brindó precisiones sobre el encuentro con el caudillo, el diputado radical lo calificó como “el guía” de la UCR a través de los éxitos electorales, y el piloto de tormenta en los momentos difíciles, incluso a nivel nacional: “La sostuvo cuando otros desertaban”.



Vallejos contó que el miércoles fue recibido por el ex gobernador y máximo referente de la línea interna Convergencia Social, para comunicarle personalmente que seguiría su camino político, si bien dentro del radicalismo, no ya en ese espacio sino como adherente del nuevo movimiento que encabezan los intendentes de Resistencia, Aída Ayala, de Sáenz Peña, Gerardo Cipolini, y de Barranqueras, Alicia Azula.



“Me abstuve siempre de referirme públicamente en ese sentido porque consideré que por respeto al liderazgo del doctor Rozas debía ser la primera persona a la que debía hacérselo saber, como así también las causas que me motivan”, señaló.



Vallejos militó en la UCR durante los últimos treinta años: “Tengan la seguridad de que al retirarme del movimiento en el que he trabajado desde su creación, dejo en él los recuerdos, las esperanzas, anhelos y también sinsabores de una parte grande de mi vida como radical”. No obstante, está convencido de los motivos de esa decisión.



En cuanto a Angel Rozas, dijo que es “la persona que ha guiado a la UCR por el sendero de tantos éxitos desde el año 1994 y que también ha sido en los momentos más difíciles uno de los pilares que la sostuvo a nivel nacional cuando otros desertaban”.



Finalmente pidió “a los militantes de todos los niveles” que respeten su decisión, y aclaró que si el actual proceso partidario desemboca, como todo hace presumir, en una interna, será el primero en encolumnarse orgánicamente detrás del ganador, y si forma parte del frente que se imponga, promoverá “la convocatoria humilde y sincera” a todos los radicales.