Viernes, 17 Febrero, 2012 - 13:42

Mi nombre es Bond, James Bond, pero en Prensa no lo sabían

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Una simple situación que demuestra desgano, lentitud, ineptitud o quizás “mala leche” (no lo podemos encausar) pone en evidencia la actitud con la que trabajan algunos empleados de oficina de prensa, nada más y nada menos que del Gobierno del Pueblo de la Provincia del Chaco.

El anuncio transmitido por radio sonaba increíble. Según el mismísimo gobernador Jorge Capitanich, un equipo cinematográfico de Hollywood vendría al Chaco a filmar una película sobre Napalpí. Las estrellas serían Pierce Brosnan “El agente
007 James Bond” y Norma Aleandro.
Hablamos de algo "insólito", jamás visto por los chaqueños. Nuestra provincia sería el escenario de un megaproducción que además se basaría en uno de las hechos más emblemáticos de la historia local.



Como dicta la lógica en estos casos, llamamos a la oficina de Prensa de Casa de Gobierno: nadie más idóneo para confirmarnos el dato que ellos. En el 4448012 nos atendió una joven de voz "cansina":



-Escuché al gobernador anunciar la realización de una película (...). ¿Esto es así o escuché mal?

-Eh, no sé, no sabíamos de eso. Acá nadie está escuchando la radio.



Tal vez le pareció una buena respuesta ("Que no crean que estamos rascándonos") pero no lo fue. Se supone, o ese es al menos su deber, que los empleados de prensa de Gobierno deberían estar al tanto de las actividades y anuncios del gobernador; más si es una rueda de prensa; más si está saliendo en todas las emisoras para toda la provincia. La respuesta plantea una situación incomprensible: miles de chaqueños seguían una conferencia del gobernador y en la oficina de prensa de Casa de Gobierno nadie le daba artículo ni estaba al tanto.



Volvimos a llamar unos minutos después:

-¿Y qué se sabe?

-Eh, no... mirá, no sé eso, y acá me dicen que si te interesa podés venir personalmente a las conferencias.

-Yo escuché la conferencia, pero quería confirmar los datos con ustedes, para no publicar algo que está mal, necesito que me digas sí o no, nada más.

-Bueno no sé, me dijeron eso, que vengas vos.

-O sea: no me vas a responder nada

-Ahora no, tenés que esperar que desgraben toda la conferencia y ahí te lo envíamos.



El periodista que escribe este chismógrafo aclara que muchas veces hizo consultas similares a colegas que trabajan en medios de “la competencia” y jamás tuvo una respuesta tan abyecta.



Además, por lo visto, esta trabajadora de prensa desconocía en los medios digitales una de las premisas es la inmediatez, puesto que "el después te lo digo" no es una alternativa satisfactoria.



En síntesis, una información que fue anunciada públicamente por el gobernador no pudo ser confirmada por sus propios empleados de prensa. Empleados que en teoría están para responder las dudas (al menos sobre anuncios y actividades oficiales)
de los periodistas de cualquier medio de comunicación, empleados que además cobran salarios por los aportes de todos. En fin una de estas agentes, que además desparramó responsabilidad hacia sus otros compañeros, no sólo demostró que no cumple con el trabajo asignado, sino que también sugierió que “lo hagamos nosotros”.



Como se mencionó antes, esta característica no es generalizada. Luego de la inservible respuesta de la joven, llamamos a Manuel Chávez, titular de la Dirección de Prensa y Difusión, quien nos comentó que estaba en medio de un embotellamiento y no pudo escuchar la conferencia. “Llamá a la oficina” dijo a lo que le explicamos la “respuesta” que nos brindaron allí.



Chávez se comprometió a corroborar los datos y devolver la llamada a
Diario Chaco. Efectivamente, minutos después llamó y confirmó por “sí” los datos que buscábamos.



Vale destacar la actitud y la responsabilidad de Chávez, quien más allá de  dirigir la oficina de Prensa de Gobierno, tuvo que realizar esta simple tarea que una las empleadas fue incapaz de hacer y señaló a sus compañeros por no saberlo.