Jueves, 16 Febrero, 2012 - 18:03

Comienzan los encolumnamientos en la UCR
Franja Morada del Nordeste apoya la creación del nuevo espacio político interno en el radicalismo

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

La agrupación universitaria expresó su adhesión a la nueva línea interna promovida por los intendentes Aída Ayala, Gerardo Cipolini y Alicia Azula porque sostienen “el ejercicio de debate y elecciones internas, dados en un marco de respeto mutuo, es muy importante en la vida democrática de nuestro partido”.

En un documento que se publica a continuación afirmaron:



Desde la agrupación reformista Franja Morada, brazo político universitario del radicalismo, vemos como saludable la formación de un nuevo espacio político interno dentro del partido, donde la apertura, el diálogo y la participación en la toma de decisiones sean la regla fundamental y no la excepción.



Por ello, mirando al futuro con optimismo y a través de un profundo análisis, la FRANJA MORADA ha decidido adherir a este nuevo espacio en gestación, promovido
por importantes figuras partidarias entre las que destacamos a los intendentes Aída Ayala, Gerardo Cipolini y Alicia Azula, con el firme convencimiento de que al igual que lo ocurrido en 1994, la Unión Cívica Radical volverá a ser el actor fundamental en la vida política chaqueña.



Durante los últimos años los radicales hemos sido testigos de un fenómeno que aqueja nuestro partido. Hace 5 años dejamos de ser una opción de gobierno y la sociedad nos dio su voto para ser oposición. A partir de allí, comenzó no solo un proceso de retroceso electoral, sino también que se evidenció aun más la falta de contención hacia una nueva generación de militantes que con entusiasmo buscaban dar un genuino aporte a la causa radical.



Esta situación se ve agravada por la crisis de representatividad que sufren muchos dirigentes a partir del cuestionamiento de los afiliados, que sienten que lo que debería ser una mesa amplia de debate, se reduce cada vez más, haciendo que las decisiones trascendentales de nuestro partido sean tomadas por una minoría selecta y en un cuarto cerrado.



No rechazamos la búsqueda de consensos como metodología para la construcción de proyectos políticos, pero creemos que la realidad actual por la que atraviesa nuestro partido hace necesaria la implementación de mecanismos que ratifiquen y legitimen la representatividad
de los liderazgos, por lo que sostenemos que el ejercicio de debate y elecciones internas, dados en un marco de respeto mutuo, es muy importante en la vida democrática de nuestro partido.



Nuestro compromiso con la Unión Cívica Radical es inclaudicable y por ello apostamos a la construcción y al fortalecimiento de la misma. Somos optimistas al pensar que este proceso le devolverá al partido esa vitalidad que siempre lo caracterizó, porque sabemos que no todos opinamos igual, pero que en el disenso está la clave para
confluir en un proyecto común y superador.