Sábado, 21 Enero, 2012 - 17:56

A seis años del asesinato
"Una traducción traba la causa", denunció el padre de Ariel Malvino

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Alberto Malvino, padre de Ariel, el joven asesinado seis años atrás en la ciudad turística de Ferrugem, Brasil, denunció hoy que la causa está trabada por una traducción de la declaración de cinco testigos que se encontraba demorada desde octubre de 2010. "Aunque parezca increíble desde octubre de 2010 que no traducen del castellano al portugués la declaración de cinco testigos que fueron clave", lamentó Malvino.

"La sensación que tengo es de impotencia, vergüenza, me agobia. Ahora dependo de la decisión de una jueza, pero aunque parezca increíble desde octubre de 2010 que no traducen del castellano al portugués la declaración de cinco testigos que fueron clave, y contundentes, y que viajaron a Brasil para agilizar todo", dijo Malvino a radio Mitre.



El padre de Ariel señaló que "los testigos declararon allá, pero los acusados no fueron a esa audiencia, entonces los testigos tuvieron que declarar otra vez en Argentina".







"Son 70 fojas que ahora hay que traducir otra vez al portugués pero por burocracia judicial nadie lo hace", dijo Malvino.







Ariel Malvino fue asesinado el 19 de enero de 2006, en Ferrugem. La justicia brasileña determinó que al joven lo mataron a golpes y le partieron en la cabeza un adoquín de 17 kilogramos.







Por el crimen fueron procesados tres jóvenes oriundos de Corrientes, algunos de familias influyentes, que nunca estuvieron presos y todavía no fueron a juicio.



DyN