Miércoles, 18 Enero, 2012 - 21:38

Conflicto de trabajadores de la comuna de Hermoso Campo
Verdún asegura que el oficialismo "persigue políticamente a la gente sin medir las consecuencias"

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

El vicepresidente segundo de la Cámara de Diputados Luis Verdún se refirió la situación por la que atraviesan 196 trabajadores de la localidad de Hermoso Campo, 72 de planta permanente y 120 contratados, “que fueron despedidos por la nueva gestión municipal del intendente Requena”.

El legislador se solidarizó con los trabajadores diciendo que “se repite la misma situación que en Castelli y Fuerte Esperanza donde han asumido intendentes de un partido político distinto al anterior y se comienza a perseguir políticamente a la gente sin medir las consecuencias, han dejado en la calle a personas con discapacidad, madres de hijos
discapacitados, personas analfabetas que eran contenidas por el municipio siendo ese el único sustento para sus hogares, y lo mas grave de toda esta situación es que los trabajadores nos han manifestado que el propio intendente Requena dijo en los medios locales y a ellos personalmente que el gobernador conocería la situación y que estaría de acuerdo, creo que es necesario que el gobernador desmienta o ratifique públicamente los dichos de su propio funcionario porque son de extrema gravedad”.



“Cabe destacar que los trabajadores, que mantienen una protesta frente a la sede municipal en reclamo de salarios adeudados y reincorporación a sus puestos de trabajo, denunciaron haber sido agredidos por personas identificadas con el Frente Chaco Merece Más allegadas al intendente local y ausencia de personal policial en el lugar, hecho que terminó con personas detenidas. En las últimas horas el ex intendente Oscar Anríquez mantuvo una reunión con el jefe de la Policía Provincial, comisario Héctor Lisboa para interceder por los trabajadores demorados”, informó.





“No solo han dejado a 196 familias sin su sustento, sino que han tomado otras decisiones que afectan seriamente a toda la comunidad, como el cierre de la delegación en Itín, un poblado sumamente humilde cuyos habitantes no tienen recursos suficientes para
trasladarse 15 kilómetros hasta Hermoso Campo cada vez que necesitan asistencia de su municipio, han cerrado el CIC (Centro Integrador Comunitario) donde se desarrollaban planes sociales y de salud, se brindaba capacitación a madres adolescentes para capacitarlas en el cuidado de sus hijos, había apoyo escolar,
es decir un sinfín de actividades gratuitas que son imprescindibles para una población mayoritariamente de escasos recursos, eso no es controlar el gasto público, eso es no tener sensibilidad y anteponer los colores partidarios a las necesidades de un pueblo que sufre”, concluyó.