Lunes, 16 Enero, 2012 - 16:04

Nación reducirá subsidios a distribuidoras provinciales de energía que aumenten tarifas

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

El ministro de Planificación Federal, Julio de Vido, señaló este lunes que aquellas distribuidoras de energía, por caso las provinciales, que aumenten sus tarifas verán reducidas, en la misma proporción, el subsidio que actualmente pudieran estar recibiendo del Estado nacional.

En el mismo sentido, el ministro afirmó que en el caso de las metropolitanas, Edenor y Edesur, "están integradas a las actividades de generación y transporte, y consideramos que por tanto, sus precios están compensados de modo que pensamos que deben tomar el negocio como una unidad".



De Vido formuló declaraciones a la prensa luego de poner en marcha la turbina uno de la Central Térmica Ensenada de Barragán, ubicada en dicha localidad bonaerense.



"El gobierno nacional quiere que las empresas del rubro energético, por caso del sector eléctrico o petrolero, se integren en su respectivas cadenas, sin que tengan posición dominante", precisó De Vido.



El ministro de Planificación acompañó al vicepresidente Amado Boudou en el acto inaugural de la usina, del que también participaron el gobernador bonaerense Daniel Scioli y el vicegobernador Gabriel Mariotto.



Todos fueron recibidos por el ingeniero Oscar Habarnau, director de la Unión Transitoria de Empresas ISOLUX y IECSA, a cargo de la obra.

Dicha central térmica demanda una inversión total de 5.100 millones de pesos, 2.500 millones de los cuales corresponden a la primera etapa de operación en Ciclo Abierto de dos turbinas Siemens, que aportarán al sistema interconectado nacional 560 megavatios de potencia.



Su entrada efectiva en operaciones se concretará en febrero próximo, en tanto que su completamiento a Ciclo Combinado demandará 2.600 millones de pesos, 36 meses de trabajo y un incremento de la potencia instalada de otros 240 megavatios, totalizando así 800 megavatios de potencia.



Tras la puesta en marcha formal de la primera turbina, el vicepresidente Boudou -a cargo formalmente de la presidencia- destacó que "esta central viene a incrementar la energía disponible para que la Argentina acreciente su actividad productiva, tal como ha venido ocurriendo en los últimos ocho años, plazo en el cual se incrementó en 8.200 megavatios la potencia instalada, ya sea en energía térmica, hidráulica y nuclear".



Respecto a la investigación que se le sigue a empresas petroleras, Boudou ratificó que "el gobierno siempre va a estar del lado de las mayorías y controlando a los grupos concentrados procurando garantizar mayor disponibilidad energética en un país".



Sobre la respuesta del sistema energético ante la alta demanda registrada la pasada semana, De Vido señaló que "el sector generación respondió plenamente; en tanto que hubo algunos inconvenientes menores en transporte y distribución".
Fuente: 
Agencia DyN