Sábado, 7 Enero, 2012 - 18:57

Dos ciudadanos paraguayos detenidos
Rescataron a seis asiáticos de una banda de trata de personas en Corrientes

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

En el marco  investigaciones que iniciaron el año pasado a cargo del personal de Prefectura Corrientes - con colaboración del Departamento de Trata de Personas de la Institución de la Ciudad de Buenos Aires - se desbartó a la  banda internacional dedicada al tráfico de personas de origen asiático. En la oportunidad se detuvieron a dos ciudadanos de nacionalidad paraguaya, un hombre y una mujer, quienes serían los encargados de conducir a los asiáticos, presumiblemente chinos, desde la Terminal de Ómnibus de la ciudad de Corrientes  hasta la provincia de Buenos Aires.

Personal de Prefectura logró dar con parte de una organización dedicada a la explotación. Los ciudadanos, aparentemente chinos, están indocumentados y no manejan el español ni el inglés.



Según el subprefecto Gerardo Barrios, “al parecer estas dos personas de origen paraguayo trasladaban a tres mujeres y tres hombres de origen asiático que podrían ser utilizados para explotación o trabajo clandestino”.
Hasta el momento se presume que serían mayores de edad los rescatados dado que están todos indocumentados; se estima además que serían chinos y ninguno maneja los idiomas inglés ni español. “La comunicación es totalmente nula, no tienen documentos, y hasta el momento están alojados en dependencias de prefectura, su estado de salud a simple vista es bueno y, según las apariencias, serían mayores de 20 años pero es todo lo que tenemos”, indicó, a época, Barrios.



Los ciudadanos paraguayos están detenidos y los asiáticos alojados en dependencias de la Prefectura Corrientes hasta la llegada de un traductor para poder comunicarse. Según el subprefecto, “la banda podría ser más grande pero no tenemos muchos datos y hasta tanto la Justicia no ponga a disposición un traductor oficial para el idioma (chino mandarín) no podremos tener mucho más”.
La causa se originó con intervención del Juzgado Federal de Primera Instancia a cargo de Carlos Vicente Soto Dávila, Secretaría Penal Nº2, a cargo de Pablo Molina, y de la Fiscalía Federal de Primera Instancia a cargo de Flavio Adrián Ferrini, quien ordenó se lleven a cabo las tareas investigativas mencionadas.
Fuente: 
Radio Sudamericana