Martes, 3 Enero, 2012 - 10:40

"Políticas al borde" en Río Negro
El Frente Grande tendrá un gobernador pero deberá "convivir" con la minería a cielo abierto y el cianuro

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Tras la muerte de Carlos Soria, el secretario general del Frente Grande a nivel nacional, Daniel San Cristobal tildó de compleja la circunstancia en que el partido asumirá la conducción. En contaco con Diario Chaco habló de la coalición con el FPV y de la polémica derogación de la ley minera, a las que calificó como “políticas al borde” necesarias para “recuperar Río Negro para el proyecto nacional”. “La otra alternativa era renunciar y dejar la política al borde de la caída institucional”, resaltó.

Lamentó el fallecimiento del gobernador de Río Negro y dejó en claro que “lejos de celebrar” es una circunstancia trágica. “No queremos dejar de destacar que nos toca subir en estas condiciones”, reflexionó y destacó que weretilnek asume no solo por el Frente Grande, porque este es parte del FPV.



Sobre esta coalición el referente hizo hincapié dejando en claro que se buscó conversar la alianza con el Gobierno Nacional y con los sectores del Partido Justicialista de Río Negro. Argumentó esto asegurando que
“el parlamento tiene 46 legisladores de los cuales 6 son del FG y el FPV tiene en total 30, o sea que asumir una provincia sin el respaldo del gobierno nacional hubiese sido una cosa compleja”.



Marcó la situación financiera de Río Negro como un serio desafío para el entrante Gobernador, “con una provincia altamente endeudada y con serios problemas”. Y dejo en claro que aunque “no es un motivo de alegría sumir en estas condiciones”, el partido a nivel nacional respaldará a los dirigentes locales para lograr “hamacarse en ese esquema político”.



Consultado sobre la “polémica” derogación de la Ley que impedía impulsar la minería con cianuro, el referente explicó que “hubo una discusión importante dentro del Frente de la Victoria cuando Soria impulsó esto, por lo que no será una situación fácil en la que van a trabajar”.



Y argumentando la posición de weretilnek y aceptación a la norma, aseguró:“Seguramente tendrán que acomodarse con ese esquema político pero tampoco el FG tiene mayoría parlamentaria como para derogar la reciente ley dictada”.