Viernes, 30 Diciembre, 2011 - 17:34

Alerta sanitaria en Bolivia por brote de dengue

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

El foco más preocupante es en Santa Cruz de la Sierra, donde la enfermedad provocó 29 muertes durante 2011. La última víctima fue un bebé, en La Paz, y en todo el país se registraron casi 7.500 casos

En el resto del país se registraron otros 18 fallecimientos por el mal contagiado por el mosquito. Además, otras 7.398 personas contrajeron el padecimiento, según reportó el Ministerio de Salud.



Todos los sistemas de vigilancia y prevención de epidemias son trasladados y declarados en alerta para contrarrestar el brote, dijo el jueves el Director del Servicio Departamental de Salud (SEDES) en esa región, Joaquín Monasterio.



Un bebé de cinco meses con síntomas del mal falleció el miércoles cuando era trasladado desde una comunidad rural hasta un hospital capitalino. La criatura fue la última víctima registrada. Medios de prensa en esa ciudad situada a 540 kilómetros al este de La Paz informaron que los hospitales públicos están saturados por la demanda.



Santa Cruz es la provincia más extensa del país y es frontera con Brasil y Paraguay.







Reportes sanitarios indican que una mayoría de enfermos provienen de zonas alejadas de las urbes. Las autoridades temen que el mal afecte a la capital, que tiene más de un millón de habitantes.



En lo que va del año 29 personas fallecieron en esa región, el brote último se reactivó en las últimas semanas, dijo a la agencia de noticias The Associated Press Gladys Laura, jefe de prensa del SEDES.



El Ministerio de Salud reportó que en los casos de dengue en las últimas semanas de diciembre se incrementaron en las regiones de Santa Cruz al oeste, Cochabamba al centro y en La Paz.



Las lluvias que demoraron en llegar se intensificaron en las dos últimas semanas y serán más fuertes en enero.



Fuentes: Infobae





El dengue es transmitido por la picadura del mosquito aedes aegypti que se reproduce en la época lluviosa y anida en charcos y depósitos de agua. Los síntomas del mal son dolores de cabeza y ojos, decaimiento, erupción cutánea, fiebre alta, náuseas o vómitos y fuertes dolores en las articulaciones.