Jueves, 29 Diciembre, 2011 - 22:16

Sesión Extraordinaria
"Doble voto" de Aguilar para trasladar el meteorito a Alemania: según la oposición la ley no fue debidamente aprobada

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Como pocas veces en el año el Recinto vivió una jornada de debate que tuvo alto vuelo argumentativo. También hubo conventilleos y hasta llantos conmovedores. Después de árduas horas de discusión se dio un escenario “de final de campeonato”, con las dos posturas (a favor y en contra de trasladar el meteorito) empatadas en 14. El flamante titular del Poder Legislativo, Eduardo Aguilar, hizo pesar su “doble voto” y así se decidió que el cuerpo celeste “hiciera las valijas”. Objeciones de la oposición podrían traer cola.



La votación del proyecto “en general” devino en el empate en 14 (faltaban 4 legisladores), lo que fue zanjado rápidamente por el suscriptor de la iniciativa, a la sazón el titular de la Legislatura, que con su doble voto consiguió el objetivo del traslado del meteorito “El Chaco” a la ciudad de Kessel, en Alemania, para ser expuesto en la prestigiosa muestra de arte moderno “Documenta”.



Pocas horas después, desde el bloque aliancista se difundió un documento en el que aseguraban que, dado que “las legisladoras Betina Vázquez y Monzón se encontraban fuera del recinto de sesiones en el momento de votar, el legislador Egidio García estaba ausente con aviso y tanto Fabricio Bolatti como Daniel Trabalón votaron en contra”, el oficialismo no contaba con el quórum necesario para sancionar la norma.



De los 32 legisladores que componen el Cuerpo, afirmaron, debieron estar presentes la mitad mas uno, es decir, 17, favorables a la sanción. Adelantaron además que de prosperar la iniciativa iniciarán acciones administrativas y legales “a fin de salvaguardar el patrimonio de los chaqueños hasta las últimas instancias”.



El otro legislador que se había manifestado en contra del proyecto desde un principio, Carlos Martínez, de Libres del Sur, también reclamó los 17 votos para el quórum, pero no con el argumento de la ausencia circunstancial de algunos legisladores, sino por la presunta inconstitucionalidad que configuraría aprobar con 15 votos un traslado que, según su interpretación, implica la autorización de gastos por parte del Ejecutivo provincial.



Si bien este ítem pareció “saldado” con una incorporación de último momento propuesta por Ricardo Sánchez en la que se explicitaba que la logística del traslado no ocasionaría gastos para la provincia (la que se sumaba a un despacho “alternativo” de Juan José Bergia que superaba otras objeciones), Martínez cree que el verdadero “caballo de Troya” es el artículo tercero de la norma aprobada, en el que implícitamente se habilitan erogaciones estatales.