Martes, 27 Diciembre, 2011 - 10:00

La UCR deja las cosas en claro: "Rozas fue, es y seguirá siendo uno de los mejores gobernadores que tuvo el Chaco"

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Las máximas autoridades de este partido expresaron su más enérgico repudio a las apreciaciones hechas por el Secretario General de la Gobernación sobre el ex gobernador radical. Llamaron al funcionario opositor al silencio recordándole que “no tiene autoridad moral ni siquiera para hablar de sí mismo”, tras apoyar a Gustavo Martínez cuando trató a Capitanich de “delincuente de guantes blancos”.

Realizaron estas apreciaciones en un comunicado que expresa textualmente: “Desde el Comité Provincial y Capital de la UCR, Convención Provincial, Juventud Radical y de Convergencia Social, Bloque de diputados provinciales, legisladores nacionales, intendentes, concejales, dirigentes y militantes de toda la provincia expresaron su más enérgico repudio a las apreciaciones hechas por el secretario general de la gobernación Juan Chaquires sobre el ex gobernador Ángel Rozas.



“El señor Chaquires no tiene autoridad moral ni siquiera para hablar de sí mismo, dado que fue él quien aplaudió como diputado provincial las gravísimas acusaciones hechas por su compañero de bancada Gustavo Martínez cuando este último acusara, al entonces candidato a gobernador Jorge Capitanich, de delincuente de guantes blancos, de haber vaciado el Banco de Formosa, de inmoral, de tener fortunas en el exterior, de lavado de dinero para los carteles de la droga y de traidor del peronismo.



Con sus manifestaciones Chaquires ratifica las recientes declaraciones del vicegobernador Bacileff Ivanoff que dijo que quien aprieta a Capitanich consigue cosas hasta el punto de
instalar un
gobierno de facto. Si nos remitimos a hechos concretos, tanto Gustavo Martínez como Chaquires han conseguido cargos de preponderancia en el Ejecutivo Provincial.




Este gobierno se pretende presentar como una gestión impoluta y se jactan de conducirse con una elevada moral y fé cristiana. El gobernador Capitanich y sus funcionarios actúan como si fueran perfectos, que hacen todo muy bien y sin cometer errores.



Deberían ser razonablemente menos irrespetuosos y soberbios. Todos los gobiernos tienen aciertos y errores. Sepan que el de ustedes también. ¿O ya se olvidaron que en los 2 primeros años de esta gestión entre ministros, secretarios y demás, el gobernador Capitanich cambió más de
de 80 funcionarios? ¿Porqué será?



Ángel Rozas no tuvo como eje central de su gobierno agredir, descalificar o calumniar a otro sector político como sí lo hace esta gestión para cubrir sus propios fracasos productos de la falta de programas de gobierno. Ángel Rozas no persiguió ni dejó sin trabajo a nadie, menos por pensar distinto. Este gobierno lo ha hecho hasta con mujeres embarazadas y madres de hijos discapacitados por el solo hecho de tener ideología radical.



Ángel Rozas no tuvo que ocultar a miles de infectados y muertos por dengue porque la salud fue para la Alianza una política de estado. Mientras acusan impunemente a funcionarios de la Alianza, se olvidan que durante esta gestión en Desarrollo Social se “perdieron” de manera misteriosa 3000 tarjetas alimentarias que eran para los pobres por un valor de $500.000. Se olvidan también que en Desarrollo Social se utilizaron fondos destinados a salud para comprar materiales de construcción también por $500.000. O que una diputada nacional esta sospechada de diligenciar pensiones truchas.




Durante el gobierno de Ángel Rozas los vehículos oficiales transportaban alimentos, agua, medicamentos y asistencia para los más necesitados. En este gobierno algunas camionetas oficiales, según denunciara un diputado del propio oficialismo, llevan droga. Ese mismo diputado denunció que los narcopolíticos están en la casa de gobierno.

Ángel Rozas no firmó acuerdos con Schoklender cuyas actividades están sospechadas de lavado de dinero, armamento ilegal y robo a mano armada como reconociera en las últimas horas el propio Schoklender.



Ángel Rozas nunca firmó convenios vergonzosos como lo hizo el gobierno de
Capitanich con el CLAN Macri para poner en marcha una aerolínea hoy casi desaparecida y que le cuesta a los chaqueños mas de
$400 millones. Los Macri y la derecha oligárquica son muy criticados por el kirchnerismo nacional. Sin embargo aquí en el Chaco son socios de Capitanich.




Mientras que Ángel Rozas apoyó al campo dándole créditos de honor por US$ 100 millones a productores y cooperativas, Capitanich los llama idiotas útiles, genocidas y le confisca sus ganancias. En 12 años de gobierno de la Alianza aumentó la luz solamente un 17% y no había cortes de servicio. Capitanich aumentó el 150%, cobra cargo fijo y la luz se corta todos los días. En 12 años de gobierno de la Alianza no se aumentó el agua. Capitanich aumentó más del 150% y no hay agua ni siquiera en los barrios de Resistencia, ni hablar del interior.



Las licitaciones de todo tipo desaparecieron. En estos cuatro años todo es compra y adjudicación directa. Transparencia “ejemplar”. A modo de ejemplo y algo nunca visto, funcionarios de esta gestión compran hacienda para el propio gobierno. ¿En concepto de qué? ¿Cuál es el destino? ¿Se pagan los precios de mercado?



Mientras que Ángel Rozas trajo el ferrocarril al Chaco cuando Ménem los levantó de todo el país, Capitanich lo ha entregado a la Nación.
Mientras que Ángel Rozas se negó a entregar Secheep, Sameep y el Insssep al menemismo del cual Capitanich era funcionario, este gobernador lo intentó en el año 2009 firmando un convenio de armonización con la Nación y sigue intentándolo a través de diferentes estrategias.



Mientras que en el gobierno de Ángel Rozas se apoyaba al deporte en general, hoy se apoya solo al Club Sarmiento del cual el gobernador Capitanich es presidente.



Llamativamente es el único club de la Argentina que invirtió “genuinamente” entre 80 y 100 millones de pesos. Todos los clubes del país, incluidos los de primera división, están prácticamente quebrados, el único lleno de dinero es sarmiento. “Magia Pura”.



Por todas estas razones y muchas más, Ángel Rozas
fue, es y seguirá siendo uno de los mejores gobernadores que tuvo el Chaco y el líder indiscutido del radicalismo provincial. Porque nunca los defraudó, fue, es y seguirá siendo el referente de muchos peronistas que creyeron en él para construir un Chaco mejor. Ángel Rozas fue, es y seguirá siendo un importante referente del radicalismo nacional. Prueba de ello es que fue presidente del Comité Nacional en dos oportunidades, luego vicepresidente y hoy
es el responsable de que el Chaco siga manteniendo ese lugar de privilegio al proponer para ese cargo a Alicia Mastandrea.



Ojalá que el gobernador Capitanich termine su gestión con más del 80% de imagen positiva como lo hizo Ángel Rozas. Ojalá que Capitanich y su séquito de opinólogos sigan siendo, luego de 8 años de haber dejado el gobierno, los referentes de la oposición con más intención de voto. Sabemos que esto no es lo que espera el pueblo del Chaco de sus dirigentes políticos, pero parecer ser que en esta sociedad el que calla otorga, por lo tanto no estamos dispuestos a callarnos más ante descalificaciones, calumnias e injurias. Podemos empezar por contarle a los chaqueños
la parte de la historia que este gobierno, sumándose al revisionismo histórico propuesto por el kirchnerismo,
pretende reescribir a conveniencia.