Viernes, 16 Diciembre, 2011 - 09:23

Imputaron a 9 médicos y a un policía por ablación irregular

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Corrientes | Otros delitos que aparecen contemplados en la causa son falsificación ideológica de instrumento privado y falsificación de instrumento público y falso testimonio. Los acusados serán citados a declarar. Familiares de la víctima marcharon por la ciudad en reclamo de justicia.

Según la Justicia correntina, no se cumplió con todas las normas legales y disposiciones vinculadas a la ablación y trasplante de órganos en torno al caso Eduardo Frutos Ruiz Díaz. Por las pruebas reunidas en la investigación, el director y demás integrantes del Centro Unico Coordinador de Ablaciones e Implantes de Corrientes, fueron imputados a la causa por los delitos de ablación irregular de órganos, falsificación ideológica de instrumento privado, falsificación ideológica de instrumento público y falso testimonio.



En el requerimiento de instrucción formal que llegó al despacho de la jueza Norma Beatriz Agrasso de Caballero también se imputó a un médico de Buenos Aires y a un policía.



En total son diez las personas que aparecen involucradas en la polémica ablación y deberán presentarse ante la Justicia.



Acusados de ablación irregular de órganos figuran el director del Centro Unico Coordinador de Ablaciones e Implantes de Corrientes, doctor Angel Pacienza, el coordinador operativo del Cucaicor, el doctor Jorge Ojeda, y los profesionales médicos Walter Pilchik, Gustavo Schmitd y Héctor José Ma-ría Alvarez también pertenecientes a Cucaicor; y el doctor Miguel Angel Ciardullo del Hospital Italiano de Bue-nos Aires.



De acuerdo a los elementos probatorios, informes y diligencias que aparecen en el expediente de más de 100 fojas, se señala que en el proceso de ablación se omitió la búsqueda en registros del Hospital Escuela donde debe estar registrado si Eduardo Ruiz Díaz expresó su voluntad negativa de donar sus órganos. Teniendo en cuenta que la víctima estuvo internada en el nosocomio en el 2002. Allí figuran los datos de identidad, domicilio, DNI que al parecer fueron obviados por Cucaicor.



También se expresa en el expediente que no se inició la búsqueda de los familiares de la víctima. No se pudo dar con ningún sustento documental que confirme que la búsqueda se realizó. De los diferentes libros de guardia de la comisaría Tercera y Octava no hay novedades respecto de la solicitud de paradero.



Según la pesquisa, los doctores Walter Pilchik, Miguel Angel Ciardullo y Héctor José María Alvarez cometieron el delito de extraer indebidamente los órganos de Ruiz Díaz, quien había expresado su voluntad negativa de donar órganos, según consta en su DNI.

A su vez existen las pruebas de que el certificado de defunción donde se detalla la fecha de la muerte de Ruiz Díaz es falso. Según el Cucaicor el deceso se produjo el 3 de noviembre y en el certificado emitido por el doctor Fabián Zone se certifica que la muerte fue el 6 de noviembre. Es por eso que Zone fue imputado a la causa por los delitos de falsificación ideológica de instrumento privado y falsificación de instrumento público.



En tanto los doctores Ja-vier Alinez y Mirta Beatriz Galván están vinculados al caso por ser quienes certificaron el fallecimiento de Eduardo Ruiz Díaz. En su informe dicen que murió el 4 de noviembre a las 15. Sin embargo, el Cucaicor le informó al juez Luis Cochia Breard que el deceso ocurrió un día antes. Ambos médicos están acusados de falsificación ideológica de instrumento público.



Por último, el policía Matías Zanone fue imputado por el delito de falso testimonio. El efectivo declaró en la causa y dijo que realizó las comunicaciones de búsqueda, pero no existen pruebas documentales de que el procedimiento de búsqueda de familiares de Ruiz Díaz se haya concretado.



Todos los involucrados en la causa serán citados a de-clarar en los próximos días. Los primeros en comparecer serían los profesionales que se desempeñan en el Cucaicor, luego las demás personas. Ahora depende de la jueza Agrasso de Caballero fijar las fechas de audiencias del caso que conmociona a Corrientes.



Otras de las diligencias que se llevarán a cabo es que se investigue al doctor Miguel Angel Ciardullo a fin de corroborar si trabaja en el Hospital Italiano y se está inscripto como profesional especializado en trasplantes de órganos y tejidos.



MARCHA


Ayer a la mañana, los familiares de Ruiz Díaz marcharon en reclamo de justicia. Alrededor de las 10 se concentraron en la plaza Juan de Vera y con varios carteles en mano se dirigieron en compañía de la asociación de trabajadores del Estado (ATE) hasta el Juzgado de Instrucción. El tránsito en la zona fue un caos. Frente al edificio ubicado por calle Pellegrini exigieron celeridad en la causa y que los involucrados en el caso sean juzgados.



En declaraciones a un medio radial, Jorge Ruiz Díaz, hijo de la víctima, manifestó estar convencido de que a su padre le robaron los órganos, por cómo fue tratado el proceso de ablación. “Pedimos una definición urgente, porque estamos cerca de la feria judicial y si no tenemos no-vedades antes de eso, vamos a pasar varios meses con la causa parada y sin resultados”, señaló Ruiz Díaz que estaba acompañado por un grupo familiar.







Fuente: El Litoral – Radio Sudamericana