Lunes, 5 Diciembre, 2011 - 17:25

La importación de agroquímicos y fertilizantes subió el 45 % en los últimos diez meses

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Las importaciones de agroquímicos y fertilizantes en los diez primeros meses del año crecieron en valor un 47,5 por ciento comparado con igual lapso de 2010, y las exportaciones aumentaron 4,6 por ciento interanual, según un informe de Investigaciones Económicas Sectoriales (IES). Dicen que es "resultado de la continuación del crecimiento de la demanda interna del sector agropecuario”.



Además, el estudio estimó que el consumo de fertilizantes de todo tipo alcanzará este año a los 3,8 millones de toneladas en 2011, lo que representa una suba de 10,9 por ciento con respecto a 2010, por el aumento en el maíz y el trigo, que utilizan relativamente más estos productos con relación a la soja.



El economista-jefe de IES, Eduardo Álvarez, señaló que "los niveles de fertilización son aún insuficientes para reponer los nutrientes que se retiran del suelo".



Según calculó, esa insuficiencia ronda el 50 por ciento en nitrógeno y fósforo, y el 98 por ciento en potasio. "Para una renovación plena, el consumo de fertilizantes debería doblarse hasta más allá de los 6 millones de toneladas anuales, en especial si se prevé un aumento de la cosecha, que debería duplicarse, para responder a las necesidades alimentarias mundiales actuales y futuras".



Según precisó, las importaciones de agroquímicos y fertilizantes en los diez primeros meses del año sumaron un monto de 1.938,6 millones de dólares, lo que representa un alza de 47,5 por ciento interanual.



Al respecto, sostuvo que es "resultado de la continuación del crecimiento de la demanda interna del sector agropecuario, si bien con una disminución del incremento sobre el registrado en el total del año anterior, pero por encima del valor registrado en el primer semestre".



Las cantidades importadas verificaron un ascenso en diez meses de 23,9 por ciento interanual, por debajo del 123 por ciento registrado en todo 2010, si bien debe tenerse en cuenta que este crecimiento se midió sobre un año de crisis del sector agropecuario. Por su parte, las exportaciones del sector en ese lapso totalizaron un valor de 213,4 millones de dólares, lo que significa un crecimiento de 4,6 por ciento interanual, por lo cual se revirtió la tendencia negativa observada en 2010.



Al respecto, explicó que esa mejora se debió a las cantidades exportadas que treparon en el período enero-octubre un 9,6 por ciento, y compensaron la baja de 4,5 por ciento en los precios medios de exportación.



Las ventas al exterior se concentraron en el mercado regional; Uruguay, con el 28 por ciento, es el primer destino, y desplazó a Brasil al segundo lugar (24,3 por ciento). "El ascenso de Uruguay se originaría en el mayor desarrollo de los cultivos (especialmente por la soja), en tanto que por el mismo motivo, Paraguay se ubicó en el tercer puesto, con el 19,9 por ciento. Bolivia trepó al cuarto puesto, con el 8,5 por ciento, y desplazó al quinto lugar a Australia, con el 8,1 por ciento, que, a su vez, desplazó al sexto a Chile, con el 6,9 por ciento", detalló.