Miércoles, 30 Noviembre, 2011 - 09:37

Una sumatoria interesante
Detalles de los sueldos de diputados nacionales en 2011

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Según fuentes parlamentarias, en 2011 cada diputado percibió al mes un ingreso total bruto de 18.921,96 pesos: 5.676,58 en concepto de dieta y 13.245,38 en gastos de representación. Lo llamativo es que sólo se aprobaron 47 leyes cuando en promedio son 110.

Hechos los descuentos, el sueldo de bolsillo quedó para ellos en 14.155,65, depositado en una cuenta en el Banco Nación. Los diputados no cobran aguinaldo, ni vacaciones, ni jubilación. En tanto, en agosto de este año, pagaron entre 2000 y 2500 pesos por ganancias.



Estos otros ítems estuvieron, además, a su disposición:


• Afamados tramos. Los diputados recibieron mensualmente un paquete de 20 pasajes aéreos y 20 terrestres. De no usarlos, el legislador pudo canjearlos por dinero en efectivo, a un valor de $552 los primeros y $242 los segundos, por lo que pudieron llegar a cobrar hasta 15.880 pesos en la oficina de Tesorería. "Los viajes pueden ser transferidos a cualquier persona. Y es sabido que muchos empleados los utilizan para irse de vacaciones", señaló alguien que conoce los corrillos parlamentarios.



• Caja chica. Cada diputado recibió un monto de alrededor de los 2000 pesos por mes en términos de "caja chica" para los gastos de su despacho, como los de librería, dispenser de agua y limpieza entre otros.



• Plus por desarraigo. Los legisladores que viven a más de 200 kilómetros de la Capital Federal cobran, además, un plus por desarraigo. A mediados de 2010 este era de $4.363,27.



• Pensiones graciables, becas y subsidios. Este año los diputados pudieron otorgar $3000 en calidad de pensiones graciables y, por única vez en el año, $13.000 pesos en concepto de becas y $22.000 como subsidios a ONG´s. El trámite debió ser realizado por los legisladores en el ministerio de Desarrollo Social. "Si el diputado no gestionó la entrega, fue plata prevista en el presupuesto que se perdió", señalaron desde Diputados.



EL TRABAJO DEL 2011

En el inicio de las sesiones de este año, el 1° de marzo, la Presidenta Cristina Fernández, había pedido "dar una vuelta de página" ante la merma de la actividad legislativa. Desde aquel día y contando la sesión de hoy, la Cámara baja efectuó 7 reuniones. No parecen haber cumplido con el pedido presidencial: el promedio de la última década es de 39 por año.



Por la información que figura en la página oficial de Diputados, es posible pasar lista a los legisladores. Observando la nómina oficial, hay dos que claramente podrían "quedar libres". El sanjuanino Juan Carlos Gioja, embrollado en la pelea de sus hermanos por la re-reelección del gobernador, sólo asistió a dos reuniones. Lo mismo hizo la radical Mariana Veaute, aunque tiene justificadas 4 ausencias por licencia.



También estuvieron flojos de asistencias, con apenas 3 presentes, Ivana Bianchi (Peronismo Federal), Miguel Bonasso (Diálogo por Buenos Aires), Rafael Angel López (FPV), Gerónimo Vargas Aignasse (FPV) y Jorge Yoma (FPV). En tanto, son 18 los diputados que se hicieron presentes en 4 de las 7 reuniones.



De todas formas, la mayoría del debate parlamentario suele darse en las comisiones. Según figura en la página de la Cámara baja, este año se celebraron unas 204 reuniones de comisión, en las que, con avances y frenos, se discutieron temas como el presupuesto, la despenalización del aborto, la muerte digna, la ley de tierras, la boleta única y la modificación de la ley de lavado de dinero.



Inaccesible


Los datos sobre los ingresos y actividades de los diputados no son de fácil acceso. La ley de Ética Pública establece que los legisladores nacionales están obligados a presentar sus declaraciones juradas. No obstante, según un informe realizado por el Centro para la Apertura y el Desarrollo de América Latina (Cadal), en septiembre de este año sólo 6 diputados publicaron su DDJJ y sólo dos de ellos (Laura Alonso del Pro y Raúl Rivara, Peronismo Federal) la tenían actualizada.



Por eso, se propuso a diputados de diferentes bloques informar a este medio sobre sus ingresos mensuales, así como también sobre a qué tareas se abocaron. Casi todos coincidieron en que percibieron un sueldo neto de alrededor de 14.000 pesos y que hubo viáticos que cambiaron por efectivo.



Algunos ejemplos. El diputado Gustavo Ferrari, desde Peronismo Federal, destacó que presentó 19 proyectos de ley y que se ocupó principalmente del tema de la violencia de género y de la Ley de Lavado de Activos. Sobre los viáticos, informó que a algunos les dio uso personal, otros los canjeó, y que una parte la entregó a personas que se acercaron a su despacho con necesidades económicas.



Gil Lavedra presentó 8 iniciativas de ley, 18 pedidos de informes y organizó numerosos seminarios y charlas. Como presidente del bloque radical, destacó que se mantuvo abocado a "restablecer la autonomía de la UCR" ante la disgregación del "Grupo A" y aseguró que intentó acordar con el oficialismo temas de consenso pero que se encontró con una actitud "restrictiva". Sobre los viáticos, informó: "Este año no he canjeado por dinero la totalidad de los tramos, pues gran parte de ellos han sido utilizados para viajes de campaña".



Laura Alonso, del Pro, fue una de las que hizo pública su DDJJ y entre sus proyectos, destacó uno de transparencia en Diputados. En tanto, indicó que hizo total entrega de las becas, subsidios y pensiones, aunque admitió que los trámites "suelen ser engorrosos".



El diputado Adrián Pérez, de la CC, informó que presentó 15 proyectos de ley en 2011. Según especificó, canjeó los viajes que no utilizó para su función y señaló que su sueldo de bolsillo quedó en $ 11.855,69, algo menor que el admitido por sus pares. En tanto, aseguró que siempre entregó los beneficios, pero que en 2011 la Cámara aún no hizo el trámite.

Cajoneos



Más allá de las distracciones electorales, en 2011, Diputados no avanzó en los grandes temas que estaban en la agenda, ni del oficialismo ni de la oposición.
Fuente: 
La Nación