Miércoles, 23 Noviembre, 2011 - 12:27

Torcazas en la mira: diputados quieren declarar plaga a las palomas que asuelan el campo y las ciudades

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

La iniciativa de los diputados alincistas Miguel Milar y Miguel Melar se enfoca en la superpoblación de la especie Zenaida Auriculata (paloma torcaza) y otras similares, “para preservar la salud de las personas asegurando la sustentabilidad económica de la actividad agrícola y ganadera, y el ecosistema”.

En su articulado, el proyecto señala que “Los propietarios, arrendatarios, usufructuarios u ocupantes de tierras fiscales o privadas, podrán reducir y controlar, dentro de los inmuebles que posean u ocupen, la plaga” mencionada. Eso sí: no tendrán “derecho o retribución alguna” y “utilizarán procedimientos y recursos autorizados por la autoridad de aplicación”.



La autoridad de aplicación, de aprobarse esta iniciativa, será el ministerio de la Producción y Ambiente de la Provincia, y en su caso el organismo que éste designe. Entre sus funciones estará “determinar las zonas de la provincia con superpoblación de palomas y que a raíz de tal evento se vean dañados el sector agropecuario sin perjuicio de la afectación a la salud de las personas y/o a la fauna autóctona”, “intervenir eficientemente a los fines de reducir y controlar la cantidad de ejemplares de la especie declarada plaga por la presente ley”, “instar y financiar proyectos de investigación científica para la prosecución de los fines de esta Ley” y “fomentar y apoyar en todos los niveles de gobierno el desarrollo de programas que a su vez reduzcan la superpoblación en áreas urbanas para que, por las jurisdicciones competentes, se propenda a la reducción de la cantidad de ejemplares de la especie Zenaida Auriculata y otras especies asociadas”.



Entre los fundamentos, se señala que los efectos dañinos producidos por la superpoblación de palomas torcaza o mediana –y demás especies asociadas- se enmarcan perfectamente en la definición de plaga (“una situación en la cual algo produce daños a intereses económicos”).



Si bien aseguran que es “muy evidente el daño económico a la producción que la paloma está provocando en muchas regiones de nuestra provincia”, y añade que la superpoblacion de palomas “está dificultando el normal desplazamiento vehicular en el
sudoeste provincial hasta Tostado o San Cristobal, en la Provincia de Santa Fe”, no se supo que el proyecto estuviera acompañado por un estudio de impacto ambiental que justificase la medida propuesta.



De todos modos los legisladores aseguran que “hace varios años el sector productivo viene dando cuenta de que este fenómeno debe ser controlado ante los innumerables problemas que acarrea”.