Martes, 15 Noviembre, 2011 - 17:32

Ante "falta de respuestas concretas" Sitech Federación evalúa medida de fuerza

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Luego de una reunión con el ministro de Educación, desde el gremio liderado por Eduardo Mijno consideraron que “no se dieron respuestas concretas sobre los temas centrales, que son implementación de una tercera etapa del nomenclador para el 2011 y actualización de las asignaciones familiares” y consultan a la docencia para la concreción de una medida de fuerza.

En un comunicado Sitech Federación expresó:



“El día 11 de noviembre se concretó una reunión entre los dirigentes de Federación SITECH y el Ministro de Educación, donde las autoridades ministeriales debían dar respuestas sobre los requerimientos de este sindicato, relacionados con: implementación de una tercera etapa del nomenclador para todos los docentes para el año 2011; actualización de las asignaciones familiares, teniendo en cuenta la disparidad de los montos percibidos entre los trabajadores nacionales con los provinciales por este concepto (asignación por hijo nacional: $270; asignación por hijo provincial: $72) y el pago de deudas contraídas por el Ministerio, es decir reajuste correspondiente a los meses de mayo y junio, de 2 horas cátedras para nivel secundario y 1 hora cátedra para nivel terciario, así como también la actualización de la hora cátedra para el maestro- profesor de séptimo”.



“Cabe aclarar, que no se dieron respuestas concretas sobre los temas centrales, que son implementación de una tercera etapa del nomenclador para el 2011 y actualización de las asignaciones familiares”.



“Ante la situación descripta, convoca a la docencia a través de la consulta que se está llevando a cabo, por escrito y por institución, que entre otras alternativas plantea la concreción de una medida de fuerza para expresar la disconformidad sobre la situación de la docencia. Estas consultas serán evaluadas en el Congreso Provincial que se realizará el día sábado 19 de noviembre”.



“Asimismo, los afiliados docentes de la obra social venimos padeciendo, en forma creciente la reducción de los servicios que presta, siendo testigos de una pelea entre las corporaciones médicas y el gobierno provincial, el primero con una intención de sobrefacturar y el segundo no transfiriendo los fondos que corresponden a la obra social, que debemos aclarar que nuestro obra social es superavitaria y se desvían fondos para otros fines. No nos oponemos a los controles, pero esto no puede ser la justificación para reducir servicios, por lo que exigimos el pago de las prestaciones en tiempo y forma, posibilitando de esta manera el malvado plus ético”.