Martes, 8 Noviembre, 2011 - 09:36

"Disturbios previos" denunciados al 911 complicarían versión del fotógrafo sobre apremios policiales

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

El ministro de Gobierno, Juan Manuel Pedrini, dijo que la noche en que el fotógrafo Sergio Valenzuela fue detenido, recibieron denuncias por parte de vecinos que hablaban de un pleito entre dos personas. Resaltó que no hay justificación para las agresiones que sufrió el fotoreportero, pero "puede ser que los efectivos policiales hayan tenido que usar la fuerza para reducirlo”.

Refiriéndose al caso que involucró al fotógrafo de La Voz, Sergio “Kelio” Valenzuela, el ministro dijo “Hay cosas que son objetivas” y relató que “las llamadas al 911 quedan registradas y hubo una persona que se identificó y manifestó que había una pelea entre dos personas con mucho alboroto, luego se fue el móvil que estaba más cerca”. Los policías que arribaron al lugar, habrían manifestado que los dos hombres proferían gritos e insultos y se los detiene a ambos, uno de ellos Valenzuela.



Además, Pedrini indicó que el sujeto que fue demorado junto con el fotógrafo, confesó que estaban peleando, por lo que consideró que “hay testimonios encontrados”.



En este aspecto, se puso en duda el origen de los golpes del reportero. Además el funcionario expresó que los policías “puede ser que hayan tenido que usar la fuerza para las reducción de estas dos personas, otra cosa muy grave es pegarle en un calabozo”, aclaró.
Fuente: 
Radio Libertad