Lunes, 17 Octubre, 2011 - 14:21

La semiótica de la militancia o cómo decir "te quiero mucho, poquito, nada"

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

“Así de simple. Gustavo Martínez Intendente”, reza el cartel que sobrevivió hasta estos días. Tiene tres imágenes: la del candidato a intendente, la de la presidenta Cristina Fernández y la del gobernador Capitanich, separadas por el signo “+”. Algún opositor ingenioso habrá pensado que al creativo que eligió los símbolos universales (para denotar unidad) le iba a pagar con la misma moneda mostrándole su opinión, pero con manchitas de colores.



A saber, el semblante de Martínez fue completamente cubierto por una pátina de pintura naranja: más claro echale agua (para despintarlo). La de CFK fue sólo parcialmente atravesada por una franja del mismo color: es evidente que la aceptan “a medias”. La de Jorge Capitanich, en cambio, fue “marcada” con una franja celeste, menos invasiva. Sacará el lector sus conclusiones.



Lo que no deja de llamar la atención en esta fotografía tomada por nuestra ex compañera, la fotógrafa Nuria Fleitas Zaín, es la actitud particularmente atenta del perrito que está en primer plano. ¿Habrá entendido el mensaje mejor que muchos resistencianos?