Viernes, 23 Septiembre, 2011 - 12:01

Horror en Brasil
Un nene de 10 años le disparó a su maestra y luego se suicidó

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

El niño había anticipado sus intenciones, pero no sus motivos. El arma era de su padre, un policía municipal. El hecho recordó la matanza de 12 estudiantes en abril en Río de Janeiro

La balacera ocurrió el jueves en una escuela pública de San Caetano del Sur, un suburbio industrial a las afueras de San Paulo. El capitán del sexto batallón de la Policía Militar, Robinson Castropil, relató que el menor pidió permiso para ir al baño y cuando regresó al salón de clases, donde se encontraban otros 25 alumnos, disparó varias veces contra la profesora Rosileide Queiros de Oliveira, de 38 años.



La maestra resultó herida en el lado izquierdo de su cadera y fue trasladada al Hospital das Clínicas de San Paulo, donde pasó por una cirugía para la remoción de una bala y según el boletín médico se encuentra fuera de peligro.



La vocera del ayuntamiento, Gisele Lopes, detalló que el niño usó un revólver calibre 38. Castropil agregó que era del padre del alumno, un policía municipal de la ciudad, y que las autoridades investigan cómo "llegó a las manos" del menor.



Según Lopes, tras el incidente, el menor salió corriendo del salón de clases y se disparó en la cabeza. El niño llegó a ser socorrido por paramédicos, pero murió una hora después en un hospital por dos paros cardiorrespiratorios.



Varios testigos coincidieron en que el menor había comentado el miércoles a varios de sus compañeros que iba a disparar contra la profesora y después se mataría, pero sin mencionar el motivo.



La escuela municipal Professora Alcina Dantas Feijao, donde ocurrió el incidente, ocupó el primer lugar en la evaluación anual de las instituciones públicas del estado de San Paulo y es un centro de referencia educativa en la región.



En agosto, otro par de incidentes similares se registraron primero en una escuela de Alagoas, donde un hombre hirió al portero y a una estudiante cuando perseguía a otra persona -en un problema posiblemente ligado al narcotráfico-, y luego en Mato Grosso, en un tiroteo en el campo deportivo de una institución escolar, que no dejó víctimas.



Pero el tiroteo más dramático en una escuela brasileña ocurrió en abril en Rio de Janeiro, cuando Wellington Menezes, de 23 años y armado con dos revólveres, disparó a quemarropa contra estudiantes de su antigua primaria de entre 12 y 15 años, dejando un saldo de 12 muertos. La matanza provocó una fuerte reacción en la sociedad brasileña.
Fuente: 
Infobae