Viernes, 16 Septiembre, 2011 - 16:15

La Justicia Federal niega injerencia en la detención por más de diez horas del deportista saenzpeñense

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Ese fuero Federal tomó distancia de la detención del deportista saenzpeñense Marcos Taravai por parte de Gendarmería, una "desaparición" que se extendió durante diez horas. En contacto con DiarioChaco.com, el secretario penal del juzgado federal de Sáenz Peña a cargo de Zunilda Niremperger afirmó que desde esa dependencia se ordenó el allanamiento en el barrio Monseñor de Carlo. Pero advirtió “la responsabilidad de la Justicia Federal termina cuando la fuerza de seguridad retira la orden de allanamiento”, dijeron.

El joven reapareció después de 10 horas de ir al banco con su hermana. Taravai fue llevado por Gendarmería como testigo a un allanamiento. El secretario penal que atendió a Diariochaco.com ante la ausencia de la Dra Zunilda Nerimperger dijo que efectivamente la jueza ordenó dicho allanamiento en el barrio Monseñor de Carlo pero que “no recae en la Justicia Federal el accionar de las fuerzas de seguridad”.



El funcionario judicial además sostuvo que Juzgado no sabe de qué manera y quiénes son los testigos que se eligen para determinados procedimientos ni como se selecciona a los mismos. La responsabilidad de la Justicia Federal termina cuando la fuerza de seguridad retira la orden de allanamiento, explicó a DiarioChaco.



En la mañana de este viernes Taravai dio detalles a DiarioChaco.com de lo que vivió en la tarde noche del jueves durante el allanamiento realizado en el barrio Monseñor de Carlo. “Salí del Correo, me encontré con varios móviles de gendarmería y los efectivos que pedían documentos”.



“Los gendarmes tomaron seis documentos al azar entre las personas que se encontraban en el lugar, subieron a un móvil y designaron dos de los seis, pregunté lo que pasaba y me dijeron que me explicarían en el camino. Tengo el camión en marcha con mi hermana esperando, les dije. No importa, eso no importa me dijeron” relató a DiarioChaco el joven.



De ahí fue trasladado por Gendarmería al barrio Monseñor Carlo entre calle 4 y 1, donde se estaba realizando un allanamiento, “comenzaron a mover cosas dentro de una vivienda, pero nunca me imaginé lo que estaba pasando afuera”, dijo Marcos Taravai.



Explicó que el allanamiento se inició después de las 11 de la mañana y se extendió hasta pasada las 21 “en todo ese tiempo estuve en ese lugar, sin posibilidad de hablar con mis familiares, me tenían de un lugar a otro, estaba nervioso”, dijo Taravai.



Por su parte el padre del joven explicó que el día de ayer “fue terrible, vemos estos casos por televisión, es algo que no estamos acostumbrados a ver, fue una situación muy dura, no le deseamos a nadie pasar un día como el que pasamos nosotros”.



“Es una barbaridad lo que hizo la Gendarmería, no salimos de nuestro asombro, no podemos entender. Actuaron como se hacía en la época de la Dictadura, vení para acá, subite acá y se terminó la historia y no es así, él solo había pedido avisar a su hermana que estaba con el camión en marcha y luego colaboraría sin ningún tipo de problemas”.