Miércoles, 14 Septiembre, 2011 - 20:31

Junto a Capitanich, estamos orgullosos de lo que hicimos

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Así como tengo el compromiso ético y moral de representar a mi pueblo del mejor modo posible, siento el deber (en el marco de la jornada electoral, que protagonizaremos los chaqueños el próximo Domingo 18 de Septiembre) de proponer -con la verdad-, la mejor opción y el mejor camino para la realización del Chaco, a su destino de potencia regional.

Tengo razones sólidas y fundamentos profundos para convocar a este acto, en el marco pluralista, libre y participativo que nos otorga nuestro sistema democrático. La primera de ella es que nuestro Chaco vive hoy una realidad y una transformación en curso, que hace pocos años atrás, nadie esperaba ver en tan corto plazo. Nos habíamos acostumbrado a que los gobiernos (ajenos al peronismo) fueran una mera gestión burocrática. Un vaciamiento de la política.



Nadie esperaba la aparición de un proceso reivindicativo ni la ejecución de grandes y postergadas obras, ni el surgimiento de factores de transformación, que alentaran un cambio de fondo sobre el escenario de pobreza social, y sacrificios seculares de la producción primaria sin réditos ni compensaciones económicas. Pero el destino nos tenía reservada la sorpresa de una revancha y un renacer. Entre los escombros del año 2001, emergió un país diferente y un Nuevo Gobierno Nacional que daba a la política su verdadera significación: la de ser un instrumento para realizar la voluntad del pueblo y conducir el proceso de la realización humana y el destino común.



Y esos mismos cambios en el derrotero histórico, llegaron en el 2007 hasta nuestro aletargado Chaco, en la persona de nuestro gobernador Jorge Capitanich.



Así comenzaron a concretarse desde la política nacional y provincial reivindicaciones sociales, institucionales y políticas, como ser, la recomposición y transferencia de los ingresos para los sectores de menores recursos, las transformaciones en la educación y la salud, sumado a construcciones escolares, sanitarias y habitacionales para las localidades que habían sido olvidadas y no solo en relación al interior de la provincia sino también para los sectores postergados del área metropolitana; a ellos se agregan la transmisión de energía eléctrica que atraviesa el Chaco hasta el NOA, la hidrovia y el puerto de Barranqueras, la gestión por el gasoducto, la autovía, el acueducto y el aeropuerto para Sáenz Peña entre otras muchas transformaciones en marcha que cambian estructuralmente el escenario territorial, posicionando al Chaco como la provincia mejor provista para el desarrollo industrial y las inversiones.



Alcanzarían para conformar un libro, el listado de obras, realizaciones y mejoras emprendidas y mayoritariamente concretadas, pero es necesario destacar también el celo y el respeto a la Constitución Nacional y Provincial y el coraje de imponer una institucionalidad auténticamente republicana que preserve las garantías y derechos de la gente que se expresaron al impulsar la derogación de la Ley de Amparo, el enjuiciamiento contra los cargos de los jueces inconstitucionalmente designados como miembros del Superior Tribunal de Justicia y sumado a ello, la preocupación por instituir la Defensoría del Pueblo superando así una rémora institucional de más de una década.



A todo lo ya emprendido el Frente Chaco Merece Mas le suma el proyecto de generar políticas publicas para la regularización, cuidado y preservación del medio ambiente; para la seguridad alimentaria; para la promoción de una vida individual y comunitaria saludable, con la impronta de la recreación y el reordenamiento urbano para la utilización de los espacios verdes, en aras a la actividad deportiva, cultural etc. También se incluye y muy especialmente para este segundo mandato el fortalecimiento de todos los municipios y la regularización del comercio y el trabajo a nivel provincial.



Podemos decir junto a Jorge Capitanich "estamos orgullosos de lo que hicimos"…, pero somos concientes que necesitamos hacer más, hasta o para que ningún chaqueño quede fuera de los beneficios políticos, económicos y sociales, que se han logrado mayoritariamente. La capacidad, la dedicación y la pasión que Capitanich imprime a su gestión, son la garantía de que junto a todos los candidatos a diputados e Intendentes de cada una de nuestras localidades (conformando un gran y necesario equipo), podamos continuar creciendo hasta hacer posible una Provincia, donde el hombre, la mujer y la familia se realicen en plenitud.



(*) Diputada Nacional