Miércoles, 31 Agosto, 2011 - 17:45

Encontrados en una bolsa de residuos
La madre de Candela reconoció los restos de su hija ante el gobernador Scioli

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Una cartonera encontró restos humanos en una bolsa de residuos ubicada a 30 cuadras de la casa de la casa de los Rodríguez. Estiman que el cuerpo lleva de 24 a 36 horas desde el momento de la muerte. Según informó el gobierno de la provincia de Buenos Aires, la familia había recibido una llamada reclamando dinero bajo la amenaza de matar a Candela.


Luego de nueve días de búsqueda, la Policía bonaerense halló esta tarde el cuerpo de Candela Rodríguez en Villa Tesei, a casi 30 metros de la intersección del Camino del Buen Ayre con la avenida Vergara.



Según se informó oficialmente, el cuerpo de la niña fue encontrado dentro de una bolsa de residuos negra, en una esquina en donde también había chatarra y otros desechos.



El operativo de la Policía comenzó a las 16:30 y una hora después llegó hasta el lugar Nancy Carola, la mamá de Candela, quien reconoció el cuerpo de la niña. También acudieron a la zona el gobernador Daniel Scioli, el ministro Ricardo Casal y el jefe de la Policía, Juan Carlos Paggi.



Según las primeras versiones, la bolsa habría sido encontrada por una cartonera, que al advertir su contenido se comunicó con la Policía para notificar el macabro hallazgo.



El fiscal de Morón, Federico Nieva Woodgate, declaró que según las primeras pericias la niña habría sido asesinada hace 72 horas, lo que da lugar a distintas conjeturas sobre la fecha de la muerte de la niña.



Candela había sido vista por última vez el pasado lunes 22 de agosto. Ese día había salido de su casa con el objetivo de encontrarse con unas amigas, a pocos metros del domicilio.



A partir de aquel día, familiares, amigos y la sociedad toda se unió en la búsqueda de la niña. Incluso actores, periodistas y deportistas se habían sumado a una cruzada por 48 horas para impulsar la participación ciudadana.



Durante estos 9 días, la Policía recibió innumerables llamados en la línea de emergencias 911, todos con datos falsos y pistas erradas. Las fuerzas policiales realizaron cientos de allanamientos, el más grande anoche, en Villa Esperanza, San Martín, donde se revisó casa por casa para encontrar a la niña.