Viernes, 19 Agosto, 2011 - 11:01

Divergencia en el bloque opositor
La UCR criticó el uso de fondos coparticipables para el acueducto pese a que la Alianza habilitó su aprobación

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Uno de los 17 legisladores que el miércoles pasado votaron el uso de fondos coparticipables como garantía para recibir los US$ 179 millones para el Segundo Acueducto del Interior fue Jorge Varisco, integrante de la Alianza Frente de Todos. El radicalismo fustigó la decisión de afectar recursos y “poner en riesgo la cadena de pago de sueldos y proveedores” pero no se pronunció sobre el voto de Varisco.

Llamativamente la postura crítica de la UCR, cuyo presidente omitió dar nombres a la hora de adjudicar responsabilidades, no sólo implica el voto fundamentado de Varisco tanto para habilitar el tratamiento sobre tablas como para completar los dos tercios requeridos para su aprobación, sino la firma del presidente de la bancada aliancista, Carim Peche, en el despacho con el que el proyecto llegó al Recinto. 



"Una vez más este gobierno provincial atenta contra los intereses de todos los chaqueños aceptando las imposiciones del gobierno nacional", había dicho Luis Verdún al explicar que esta inciativa es la legitimación de un proyecto que supone un grave riesgo para los chaqueños. Así, las posturas contradictorias y los desencuentros entre integrantes de la Alianza Frente de Todos y del radicalismo resultan cuanto menos confusas.



El titular del Comité Provincial cargó contra CFK ("Prometió reparación histórica pero para hacer el acueducto los chaqueños tuvimos que endeudarnos en más de $ 1.600 millones") y contra Jorge Capitanich ("Ahora se agrega la decisión del gobierno provincial de pagar esa deuda afectando el dinero de la coparticipación"), pero en contacto con DiarioChaco.com no hizo mención ni a Varisco ni a Carim Peche.



En cuanto al hombre de Bases y Principios, cabe señalar que ratificó su voto anterior (cuando se aprobó la solicitud del crédito a la banca brasileña, a fines de 2010), aunque a raíz del "ruido" que se generó por su última postura debió salir a explicar los fundamentos de su voto.